Buscador
cerrar

Jaime Riesgo, cofundador de La Virgen

Dejó su trabajo para montar una fábrica de cerveza. ¡Y tuvo éxito!

Dejó su trabajo de marketing en San Francisco y voló a España para cumplir un sueño. Jaime Riesgo, cofundador y director de producción de Cervezas La Virgen, no paró hasta tener su propia fábrica de cerveza, con la que han producido en seis años un millón de litros.

Ana Sepúlveda | 24/01/2017
Linkedin Whatsapp

A pesar de que sus amigos les decían que estaban locos, Jaime Riesgo y sus socios dejaron sus trabajos de marketing en San Francisco, metieron en la maleta la valentía del emprendedor americano y decidieron no pensar en las posibles consecuencias: “Nosotros veníamos de una cultura norteamericana en la que emprender es bueno, salga bien o salga mal. Allí no hay miedo al fracaso, si la cosa va mal, cierras y tienes otra idea. Es mejor eso que no hacerlo”, afirma el cofundador y director de producción de Cervezas La Virgen.

Desde que Ana Coello (cofundadora) y él tomaron la decisión de volver a España, no pararon de trabajar. “Desde el principio teníamos las ideas muy claras. Veníamos del mundo del marketing y sabíamos cómo debíamos escribir el proyecto. Los inicios fueron complicados, sobre todo a la hora de pedir créditos, porque íbamos al banco y nos decían que no. Ahora los banqueros hasta nos ofrecen dinero”, explica el director de producción.

Para llegar a ese punto fueron necesarias muchas horas de dedicación y 500.000 euros de inversión inicial. “Conseguimos una parte de un crédito del banco y la otra la pusimos nosotros. Terminamos avalando con nuestras casas, coches y todo lo que teníamos. Invertimos lo que nos podían prestar y lo propio, y de esa forma arrancamos con el negocio”, expone Riesgo. La apuesta funcionó y ahora se declaran satisfechos porque los números que escribían en 2011 se van haciendo realidad. Tanto que, a finales de 2015, inauguraron unas nuevas instalaciones de 2.000 m2 –donde han invertido 1,6 millones de euros– en las que producirán este año más de 400.000 litros (si bien, su capacidad puede ser mucho mayor). Es decir, unos 3.000 litros diarios, frente a los 4.000 litros mensuales que producían cuando empezaron en 2011.

Riesgo recalca, además, lo importante que es tener un buen equipo para poder conseguir metas y crecer. “Ahora somos 40 personas trabajando en eltap room, la fábrica y la distribución. Lo cual asusta, porque empezamos siendo tres”.

Aprendizaje continuo

Tener experiencia en el mundo del marketing les ayudó a la hora de sentar las bases de su empresa. Sabían cómo tenían que comunicar la idea y de qué forma podrían llegar más a su público. “Cuando empezamos con la idea, escribimos el plan de negocio y el de marketing, pero también una serie de principios que queríamos aplicar. Esos principios han guiado todo lo que hacemos y gran parte de nuestro marketing se basa en ellos”, explica Riesgo. Entre estos principios destaca la autenticidad que, según él, es la clave de la compañía. “La mejor herramienta de marketing es ser auténtico. Lo que se salga de eso, confunde al consumidor”.

Durante estos años, también se ha enfrentado a situaciones difíciles, pero lejos de intimidarle, ha salido airoso y aprendiendo a cada paso. “En la antigua fábrica hacíamos cervezas en lotes pequeños, una especie de banco de pruebas para los clientes, que son los que más saben del producto. Y con algunos lotes hemos dicho: por este camino no debemos ir, a la gente no le gusta”, recuerda Riesgo. Y añade: “Hay que aprender a escuchar al cliente”.

Quizás, por eso, crearon eltap room, una zona de degustación en la fábrica a la que cualquiera puede acercarse a tomar una cerveza y entender el producto y el concepto desde el sitio. “El tener eltap roomnos ha permitido tener una relación muy directa con el cliente”, afirma el cofundador y director de producción de Cervezas La Virgen.

Claves de éxito

El éxito de Cervezas La Virgen desde sus inicios está compuesto por muchos factores que componen el equilibrio perfecto. No sólo viven de producir cervezas: han ampliado su negocio para llegar al mayor público posible y, sobre todo, para hacer llegar al mayor número de personas su pasión por la cerveza.

Varias líneas de negocio. La compañía ha basado su negocio en dos mundos muy diferentes entre sí. El business to business (empresa a empresa), que engloba la distribución de la cerveza a otros negocios (bares, restaurantes e, incluso, supermercados). Y el business to consumer (empresa a consumidor), que incluye el servicio de tap room. También tienen un puesto en el Mercado de Vallehermoso. “Hemos convertido una antigua pescadería en un bar muy especial” y dos foodtrucks “con los que participamos en eventos como MadrEat”, explica Jaime Riesgo.

Distribución local y propia. Reparten, sobre todo, en Madrid con su distribuidora propia. Para el resto de España tienen una acuerdo con una externa, que la hace llegar a todos los puntos de la península. “Comenzamos a hacer la distribución personalmente desde Cervezas La Virgen y seguimos haciéndolo así. Nuestra distribución es muy diferente a la de las grandes distribuidoras, por eso lo más difícil es entrar en locales que las grandes marcas tienen monopolizados”, comenta Riesgo.

Equilibrio entre inversión y producción. Desde Cervezas La Virgen buscan el balance en todos los ámbitos de su negocio, por lo que van invirtiendo poco a poco, en función del aumento de la demanda. “Actualmente vendemos todo lo que producimos. En octubre pasado hemos incrementado la capacidad de fermentación en unos 24.000 litros”, explica el cofundador de la compañía.

Proceso artesano de fabricación. Una de sus señas de identidad es ser una cervecera que respeta la forma tradicional de fabricar el producto, pero nunca deja de lado la innovación y las nuevas tecnologías. “Cogemos lo bueno de lo antiguo y lo bueno de lo nuevo”, admite Riesgo.

Cerveza pura. Entre los ingredientes de sus cervezas no encontraremos ningún aditivo, ni arroz o maíz. “Usamos 100% malta y cebada. Nuestra cerveza se llama La Virgen porque es una cerveza pura, utilizamos los ingredientes en estado puro”, explica el director de producción.

"
Para todos los gustos

Esta empresa elabora diferentes tipos de cervezas para que cualquiera pueda encontrar la que más se adapte a su demanda. En su portafolio tienen tres cervezas anuales: la Madrid Lager (una
 lager tradicional fermentada a baja temperatura), la Jamonera (de alta fermentación) y la Madrid 360 (una pale ale, más lupulada y amarga).

Además, suelen producir diferentes cervezas estacionales, como la de castañas en otoño, la negra con avena en invierno y la veraniega, con un toque más cítrico.
 Desde 2010, Cervezas La Virgen ha producido alrededor de un millón
de litros de cerveza y su previsión de facturación para 2016 es de 2,3 millones de euros. 

"
Suscríbete
  • Suscríbete a la revista y consigue 12 números por solo 28,80 € (un 20% menos).

  • Emprendedores en un iPad

    Accede a nuestro Quiosco Digital y disfruta de la revista en tu tableta, estés donde estés.

  • ¿Quieres recibir todas las semanas lo mejor de Emprendedores en tu correo? Solo tiene que darte de alta en nuestra Newsletter.


Encuentra tu franquicia

Ver más articulos