Buscador
cerrar

Consultoría, reformas, formación…

Descarga gratis 5 planes de negocio completos

Descárgate gratis cinco planes de empresa elaborados con la colaboración de expertos en creación de empresas de distintos puntos de España (Universidad Autónoma de Madrid, IGAPE, CECARM e INFO de Murcia) a partir de proyectos reales, y aprende cómo trasladarlos a tu mercado. Te explicamos cómo puedes adaptarlos a una idea concreta de negocio y a una zona geográfica. Ya no tienes excusa para no emprender. Sólo tienes que rellenar la línea de puntos.

Rafa Galán | 11/04/2018
Linkedin Whatsapp
empresa-reformas
Plan de negocio de una empresa de reformas

    -Sector: Construcción.
    -Actividad: Empresa de reformas.
   - Forma jurídica: Sociedad Limitada.
   - Localización: Almacén y oficina: zona industrial.
    -Instalaciones: Almacén: 50 m2; taller: 30 m2; oficina: 30 m2; aseos: 5 m2. Total: 115 m2.
    -Equipos y maquinaria: Vehículo; batidor de mano; cortadora de azulejos; martillo picador; hormigonera; rebanadora; herramientas (carretillas, martillos, picos, niveladores, etc.); material de oficina; equipos informáticos; equipamiento textil; equipos protectores...
    -Personal y estructura organizativa: Un promotor y tres trabajadores: 1 fontanero, 1 albañil y 1 peón. Es importante el peso de las subcontrataciones. El promotor tiene experiencia y conocimientos en el área de albañilería.
    -Cartera de servicios: Reformas en casas de particulares y bajos comerciales
   -Clientes: Particulares (un nicho concreto de particulares) para reformas en su hogar.
    -Herramientas de promoción: Página web, boca–oído, rotulación vehículo, directorio comercial, buzoneo y anuncios en prensa.

IDEA DE NEGOCIO

El escenario ha cambiado mucho en los últimos años. Hemos pasado del boom inmobiliario y de un escenario boyante de demanda a un escenario de crisis. La clave, en este escenario nuevo, más que en la especialización, está en el enfoque a nichos específicos. Los ancianos, por ejemplo, tienen necesidades distintas a los singles, que tienen necesidades diferentes a los recién casados, que tienen necesidades diferentes a una familia tradicional en la que un miembro de la casa es manitas... Hay que ajustar bien tu foco: no es lo mismo una empresa de reformas que ofrezca rapidez, calidad y compromiso que otra de reformas integrales de edificios para comunidades de vecinos. No puedes dirigirte a todos los públicos.

Una estrategia clara

Imagen de confianza, calidad, plazos de entrega, gestión de permisos, seguro de obra, precio, variedad de productos y amplia gama de servicios... Tu empresa tiene que tener, además, una ventaja competitiva frente a la competencia. Y debes hacérselo saber a tus clientes. No sirve que, por ejemplo, tengamos un tipo de pintura especial antihumedad si no trasladamos esta característica al cliente, en el presupuesto o en la visita comercial; de hecho lo recomendable es trasladar la característica del producto (pintura antihumedad) a un beneficio concreto para el cliente (cinco años sin humedad en el interior de su casa).

Productos sustitutivos

En el caso de las empresas de reformas, no debes perder de vista que las grandes superficies ofrecen productos (y, en algunos casos, también servicios) de bricolaje que plantean una competencia indirecta muy directa.Te puede interesar aquí, por ejemplo, evaluar si puedes prestar tus servicios con marca blanca. Puede que encuentres una línea de negocio trabajando para las grandes superficies. Puede ocurrir, por supuesto, que no interese, pero merece la pena que lo analices en tu estudio de mercado. Las oportunidades pueden variar de una cadena a otra y, sobre todo, de una localidad a otra: puede que en tu zona de influencia no haya entrado ninguna empresa.

ANÁLISIS DE ENTORNO

Cuando abordes este punto tienes  la obligación de ser tan local como te sea posible. Te va a ayudar a buscar una ventaja competitiva para tu negocio. Piensa, por ejemplo, en las particularidades que podría adoptar tu empresa de ponerse en marcha en Vitoria, donde la población mayor de 70 años es superior a otras ciudades del País Vasco. Un emprendedor ha puesto en marcha una empresa en esa ciudad en la que se especializa en atender, precisamente, a ese nicho de población ofreciendo un servicio por encima de la media en cuanto a plazos y en cuanto a limpieza durante y después de las obras.

Estacionalidad

En este sector debes valorar el peso de la estacionalidad. Ésta se acentúa cuanto más marcada esté en la zona donde vayas a implantar tu proyecto, afectando a tu planificación de tesorería, que debe ajustarse a unos meses donde tus ingresos pueden ser inferiores a los gastos y, por extensión, a los recursos humanos de tu empresa. Si los meses en que tendremos poco trabajo son numerosos, deberás considerar la posibilidad de contratar personal de forma temporal en lugar de hacerlo anualmente.

PRECIOS

El precio para un negocio de este tipo estará  determinado por la competencia, siendo además el factor clave de diferenciación más importante en época de crisis. Al tratarse de un mercado atomizado, el margen es bajo. En el plan de negocio que encontrarás en la web te proponemos unos precios de partida reales para que te sirvan de orientación.

Presupuestos

En este caso, sí que puedes hablar de horas de trabajo. Los presupuestos sí se pueden elaborar a partir del número de días y horas de trabajo. Un presupuesto cerrado suele ser un elemento atractivo para los clientes, ya que les ofrece garantías y seguridad. Por ello, un error de cálculo por nuestra parte en el número de días de trabajo y/o de los costes variables reducirá considerablemente los beneficios del trabajo que realicemos. Aprender a estudiar los proyectos y tener en cuenta qué imprevistos pueden surgir, manteniendo pese a ello un precio competitivo, es una virtud que los emprendedores en este sector deben de intentar adquirir.

PROVEEDORES

Si te quieres distinguir por la calidad del servicio en este mercado, influirá el tipo de proveedores con los que trabajas. Si haces una buena selección, tienes que dejar claro en tu plan de negocio con quién vas a trabajar (transmitirás la sensación de que es un proyecto más elaborado). Cuanto menor sea la oferta de servicios en tu zona, más importante es.
DESCÁRGATE EL PLAN COMPLETO AQUÍ.

Plan de negocio de una empresa de formación

  

  -Definición de la empresa: Centro de formación.
    -Forma jurídica: Sociedad Limitada.
    -Instalaciones: 400 metros cuadrados.
    -Equipos y maquinaria: Equipos informáticos, software, mobiliario…
    -Personal y estructura organizativa: La empresa, estará formada por aproximadamente ocho personas, incluidos los emprendedores.
    -Cartera de servicios: Los servicios que ofrecerá la empresa son cursos de formación. Impartidos en cualquiera de las tres modalidades siguientes: presencial, on line y blended- learning.
    -Clientes: Los clientes se estructurarán en: responsable de formación; trabajador; estudiante...
    -Herramientas de promoción: Página web; dípticos; folletos; material promocional; contacto directo con los clientes; anuncios en prensa especiliazada.

IDEA DE NEGOCIO
Sí, has acertado. Tienes que innovar. Debes tener en cuenta que la innovación no tiene que ser solamente de producto, puede llevarse a otros terrenos, como la metodología didáctica, la calidad del profesorado, la combinación de clases on line y presenciales, sistema de clases vía webcam, gestión de prácticas profesionales en empresas para alumnos que no estén trabajando, sistema de acompañamiento del profesor a los alumnos/trabajadores en la empresa durante un periodo para aclarar dudas y supervisar la formación, etc.

Además, tienes que segmentar a tu público tanto como puedas. Si quieres poner en marcha un centro de formación especializada para empleados de pymes, no quieras llegar a todas. Céntrate en un sector y cuanto más concreto sea, mejor. Por ejemplo en la línea de: Voy a ofrecer formación especializada a los directivos de empresas ubicadas en el polígono industrial X de esta o esta otra ciudad. En su mayoría son empresas familiares y tienen carencias en materias de organización de ventas, productividad, reducción de costes, y gestión de crisis.

Montar otra escuela de negocios en las principales capitales de provincia españolas no tiene sentido.

Ajusta tu oferta formativa

Esta especialización te permitirá conocer de cerca las necesidades de las empresas, ajustar tu oferta formativa a esta demanda y fidelizar clientes realizando cursos de reciclaje o de actualización (por ejemplo, en el uso de nuevos programas informáticos...).
¿Por qué tienes que afinar tanto? Es un sector complicado con mucha competencia donde abundan las acciones gratuitas. En el caso de la formación para empresas hay ya acciones gratuitas de calidad a través de la Fundación Incyde, EOI o Fundación Tripartita o semigratuitas, tipo Cámaras de Comercio, entre otras muchas, además de una larga lista de escuelas de negocio.

CLIENTES

¿A qué clientes te vas a dirigir? No se puede generalizar. Para definir el tipo de cliente es necesario conocer, y bien, el entorno empresarial y laboral de nuestro territorio (Comunidad Autónoma, provincia o ciudad) y las necesidades de los clientes de ese entorno. ¿Con qué grado de detalle? Si nos dirigimos, por ejemplo, a trabajadores de pymes, tendremos que analizar las necesidades de las empresas: qué perfil de trabajador trabaja en ellas, qué empleados buscan o mejor aún, no encuentran y, por lo tanto, ofertar actualizaciones de habilidades y conocimientos profesionales (correcta gestión del tiempo, organización de equipos... Lo que sea). También podemos analizar, por ejemplo, si se va a producir una fuerte demanda laboral en la Administración para un colectivo específico (sanitario, policial...). Conocer todo esto es importante y determinará nuestro proyecto y plan de negocio.

Cuestión de horarios

Sí que es cierto que hay una serie de consideraciones generales a cualquier tipo de negocio dentro del mercado de la formación. Resultan fundamentales los horarios. Tienes que plantearte ofrecer horarios especiales: nocturnos, en horas de comida, o por la mañana, muy temprano. Tienes que buscar nichos-horarios. Es un gran problema para mucha gente que quiere formarse y que no puede por el ritmo de vida que llevan.

Tutor–coach

Tan importante como la oferta horaria es el seguimiento de los alumnos, que la formación no sea sólo autoformación. Tiene que haber un seguimiento personalizado de cada alumno. Sobre todo cuando ofreces formación semipresencial y on line. Tienes que vigilar que tus clientes/alumnos no se queden con la impresión de que aprenden una materia... y que la aprenden solos. Tiene que haber un seguimiento: para cubrir lagunas, profundizar en temas...  En el fondo se trata de combinar formación, asesoramiento y coaching. Se está comenzando a introducir ahora en las empresas de formación el concepto de tutor–coach. Y esto vale para una escuela de negocios y para una academia de matemáticas para la ESO.

COMERCIAL

En este sector hay mucho intrusismo. Sobre todo en formación empresarial. La buena noticia es que es fácil solucionarlo. ¿Cómo? Que las hagan expertos en la materia. Los profesores tienen que ser expertos. En este sector es muy fácil defraudar y el boca–oído va muy rápido. Profesores expertos y con una orientación de coach.
También tienes que tener en cuenta que muchas veces tu cliente no va a ser el consumidor de tu servicio–producto. Si es una formación más académica, para universitarios, ESO, Primaria, Formación Profesional... en este caso por la tipología de clientela, hay que pensar que el consumidor no es el cliente: lo son los padres o tutores. ¿Y qué buscan? Que su hijo se centre, estudie....

FINANZAS

Un centro de formación va a te­ner los  costes lógicos de espacio y alquiler de locales, adquisición de herramientas informáticas pa­ra formación on line, carga de contenidos, y profesores. Aquí hay que tener cuidado con la formación en empresas y con la Administración. Se da formación para empresas y organismos públicos y los ritmos de pago son más lentos y se provocan problemas de tesorería. Es importante medir bien el ritmo de tesorería: los clientes pueden tardar en pagar y tú tienes unos gastos fijos todos los meses.
Por último, tienes que andar con cuidado con los precios de lanzamiento. No son sostenibles en el tiempo, así que debes tener claro de antemano cuándo los vas a subir, cuánto (en qué horquilla de precios te vas a mover) y cómo lo vas a comunicar.

DESCÁRGATE EL PLAN COMPLETO AQUÍ

Plan de negocio de una consultoría o despacho profesional

   

    -Sector: Consultoría especializada para empresas (según sector).
    -Actividad: Consultoría especializada para empresas (según sector).
    -Forma jurídica: Sociedad Limitada.
    -Instalaciones: 60 m2 divididos en área de recepción, zona de juntas y espacio de trabajo.
    -Equipos y maquinaria: Equipos informáticos (un equipo fijo, un portátil, una blackberry y una multifunción), software de gestión y material de papelería.
    -Personal y estructura organizativa: Dos promotores/trabajadores.
    -Cartera de servicios: Asesoría especializada.
    -Clientes: Pymes con un número determinado de trabajadores y ubicadas en una zona muy concreta.
    -Herramientas de promoción: Visitas comerciales; página web; rótulo comercial, anuncios en prensa, merchandising; redes sociales; boletín informativo por e-mail; plan de bonus para clientes que nos presenten a otras empresas; blog; Google AdWords; notas de prensa; acuerdos; y charlas de divulgación.

IDEA DE NEGOCIO

Al ponerte delante del plan de negocio de una consultoría, tienes que ser innovador en tu planteamiento inicial. No te vale con una ofer­ta–tipo. No puedes ofrecer lo mismo que propone ya una consultora que lleva años en el mercado. A no ser, cla­ro está, que ofrezcas ese mismo servicio a un nuevo segmento de clientes. Tienes que vender una solución llave en mano y tienes que resolver un problema a una empresa.

Céntrate en un campo concreto de actividad que domines: no quieras dar servicio en todas las áreas. No puedes tocar todos los palos. Eso muestra una falta de madurez del plan de negocio. Además, siempre hay tiempo para ampliar. Si eres bueno en finanzas, no puedes serlo también en tecnología, por poner un ejemplo. Sobre todo, si estamos hablando de una empresa con dos empleados.

Hay que buscar un equilibrio entre la especialización y la oferta generalista en la consultoría. Muchos emprendedores de consultoría entran en un producto excesivamente especializado cerrándose las puertas a oportunidades de negocio en otros te­mas.

TU SERVICIO

Las motivaciones para la adquisición de este tipo de servicios lógicamente difieren entre un tipo de cliente y otro. No obstante, en tu plan de negocio tienes que enfocarlo siempre desde el punto de vista del cliente: no destaques lo que tú vendes, sino el problema que le resuelves al cliente con lo que tú le ofreces. Es una cuestión de enfoque.

Enfoque de negocio

Un empresario siempre va a asumir la consultoría como un coste, y cualquier buen empresario debe huir de incurrir en costes excesivos. Así, el emprendedor de consultoría debe darle la vuelta a la forma de vender su empresa; debe destacar o bien el ahorro que le va a suponer ese servicio al empresario o bien las soluciones que le van a suponer una descarga psicológica de sus problemas.

Para poder plantear este enfoque, tienes que pensar en paquetizar este tipo de servicios. Es muy difícil en sí vender horas de consultoría. Es mejor tener distintos paquetes (que ya incluyan horas). Se trata de convertir en sólido algo intangible. En algunos casos, se podrán, además, patentar y vender esos paquetes (cuando se puedan desarrollar, por ejemplo, con un software).

LOCALIZACIÓN

Si quieres poner en marcha una asesoría que se centre en py­mes, no quieras cubrir a todas las pymes. Céntrate en un sector de pymes específico y, si puede ser 'geográficamente concreto, mucho mejor.

La adaptación al contexto socioeconómico de la zona o el territorio donde quieras implantar tu proyecto tiene en el grado de desarrollo socioeconómico de la zona una referencia importante. Cuánto mayor sea éste, generalmente también lo es el número y grado de especialización de las consultoras que ya trabajan en el terreno y, por lo tanto, más importante será tu especialización en un campo –energías renovables, recursos humanos, procesos de producción...–.

Esta especialización te obliga a que el primer contacto con los potenciales clientes sea personal o dentro de soportes promocionales muy específicos, revistas especializadas, asociaciones empresariales muy concretas, entre otros.

A menor madurez...

En zonas con menor desarrollo, el enfoque que tienes que ha­cer es diferente. Si la zona en la que desarrollarás tu empresa no está tan madura, es probable que tu competencia trabaje ya para grandes consultoras de ámbito nacional que subcontratan tareas a empresas implantadas en el territorio. En este caso, te encontrarás con una cantidad de empresas que limitará el gra­do de especia­lización de tu consultora.  Si acotas mucho el campo profesional, te verás en la necesidad de ampliar geográficamente tu mercado al no disponer de suficientes clientes.

TUS PRECIOS

No debes apostar por fijar precios muy bajos o por debajo del mercado, básicamente porque no vas a poder sostenerlos en el tiempo, más allá de una acción promocional inicial limitada. Además, se ofrece una imagen de mala calidad en un servicio especializado que requiere un nivel de conocimiento elevado.

Los expertos recomiendan que seas moderado en tus previsiones de ventas manteniendo precios de mercado en lugar de pensar en unas ventas mayores con precios populares.

PLAN FINANCIERO

En el caso de las consultorías, más que ratios de rentabilidad, tienes que tener en cuenta tus flujos de caja [el dinero con el que tienes que hacer frente a los pagos a proveedores y a los gastos diarios de la empresa] y calcular bien tu punto de equilibrio [cuántos paquetes de consultoría y cuántos clientes debes tener para que tu negocio sea rentable]. Como vas a fallar en tu cálculo de ventas (es difícil de estimarlo y ajustarse a la realidad), resulta impor­tante conocer tu estructura de gastos. Te sirve como indicador para calcular cuánto tienes que facturar, cuántos paquetes tienes que vender, sabiendo de antemano cuántas horas te supone. Es importante porque es una primera aproximación.

En el apartado financiero de un despacho profesional de­bes tener mucho cuidado con los costes de desplazamiento a la hora de prestar tus servicios en las oficinas de tus clientes. En muchas ocasiones, son costes que se infravaloran al hacer el plan de negocio, pero suponen una parte importante. De hecho, es una de las áreas fundamentales de los costes junto con los gastos de personal.

DESCÁRGATE EL PLAN COMPLETO AQUÍ.

Plan de negocio para un comercio electrónico

    -Sector: B2C (comercio electrónico).
    -Actividad: Tienda on line.
    -Forma jurídica: Trabajador autónomo.
    -Instalaciones: Domicilio personal (alta en el IAE).
    -Equipos y maquinaria: Equipos informáticos, software, mobiliario…
    -Personal y estructura organizativa: Un promotor/trabajador.
    -Cartera de servicios: Venta de productos.
    -Clientes: Consumidores finales.
    -Herramientas de promoción: Campañas en Google, marketing on line y posicionamiento con la propia web.

IDEA DE NEGOCIO

Según los expertos, “si te planteas poner en marcha un negocio de comercio electrónico, independientemente del sector que te interese,  busca un proyecto especializado con productos claramente identificables, intentando que el producto sea de una marca o marcas reconocidas, y que te lleven, de esta forma, a un tipo de consumidores que prime el servicio frente al precio.  No te va a interesar el comprador que se decanta por otras tiendas o por ofertas de Internet y que busca básicamente precio. No tienes otra que moverte en precios recomendados para ser competitivo”. Está claro que cada producto va a tener un plan de negocio, un precio y unas expectativas de venta diferentes, pero estas pautas te van a ayudar a dimensionar y enfocar correctamente tu empresa.

Referencias, las justas

Asimismo, aunque te centres en un único producto, se trata también de buscar distintos proveedores de ese producto o de esa gama que te interesa. También se trata de que no manejes un número excesivo de referencias, lo que te provocaría un problema de almacenaje. Y ya no sólo de stock, sino de productos invendidos. La opinión de los expertos es que tener pocas referencias es importante para mantener el margen, pero, además, te va a ayudar luego con el posicionamiento de tu negocio en los buscadores de Internet. Tu negocio será más fácil de identificar por tus consumidores.

Tendencias

Además de investigar cuántas tiendas online operan en torno al producto y qué zona cubren esas empresas (qué volumen de facturación y de tráfico tienen), tienes que conocer las tendencias que influyen en los productos que vas a vender y a los consumidores a los que te vas a dirigir. ¿Se comercializan en markeplaces? ¿Se venden mejor a grupos de consumidores? A lo mejor no te interesa montar tu propia web, sino vender a través de un marketplace –o abrir una tienda en ese marketplace–.

ENTORNO

En Internet el mercado sí que es nacional e internacional, pero para arrancar, puedes dar a conocer tu tienda online, por ejemplo, llegando a acuerdos con medios de comunicación locales, que impulsan ahora sus versiones online y ya han comenzado a popularizar la venta de productos a través de sus plataformas, pero no son ellos quienes gestionan la venta. De todas formas dependerá mucho del producto que vayas a vender y a quién se lo vas a vender: ¿bicicletas de diseño estadounidenses a aficionados españoles o jamón serrano envasado a los suizos y por Internet? Cada enfoque requiere un análisis y una estrategia diferente.

Entorno normativo

Puedes encontrarte en ocasiones con que se hayan producido modificaciones legislativas que den pie a tu idea de negocio, como ha ocurrido, por ejemplo, con los vehículos eléctricos. El primero en llegar a Internet tiene más posibilidades. La Red aporta la agilidad para aprovechar más rápidamente este tipo de oportunidades. El efecto golpear en Internet es muy interesante. Este es otro argumento contundente a la hora de redactar este apartado de tu plan de negocio. dicen los ”, plantea Pepe Isabal, experto en la puesta en marcha de proyectos de comercio electrónico.

PRECIO

Un buen producto para comercializar a través de Internet es, por ejemplo, aquel en el que las marcas sugieren un PVR (Precio de Venta al Publico Recomendado). Desde el primer día estás en las mismas condiciones de precio que una gran empresa/gran superficie, pero puedes ganar la baza competitiva en el servicio, atención personalizada, etcétera. Incluir los portes en el coste hace que puedas vender más barato sin romper la filosofía de la empresa, destaca. Piensa en productos que ronden los 150 euros.

PROVEEDORES

La opinión de los especialistas es que la pregunta más importante que te tienes que hacer es ésta: ¿qué proveedor logístico te va a facilitar un buen servicio?  ¿Qué proveedor logístico te mantendrá unos márgenes que te permitan tener beneficio, hacer viable tu idea de negocio, vender un producto a través de Internet? Uno de los grandes atractivos, sino el único, para el consumidor de Internet es el precio y si no eres capaz de tener un precio más barato que el que se pueda obtener en una tienda off line, estás perdido. La comodidad no es una estrategia suficientemente fuerte... Y para que el precio sea bajo, tienes que tener una logística que te permita garantizar ese precio bajo.

El sistema logístico tiene que llegar hasta tu almacén a tiempo, cumplir los tiempos con tu cliente... La rapidez en la entrega es un valor añadido, un elemento diferencial que puede hacer que un cliente se quede contigo o se vaya a la competencia.

COMERCIAL

No es tan fácil fidelizar en Internet. La competencia está mucho más cerca que en el mundo físico: está a un sólo clic. Abandonar una tienda on line e ir a otra es cuestión de segundos. Es complicado fidelizar, pero Internet, a cambio, tiene herramientas propias que contribuyen a fidelizar y que no funcionan igual de bien con negocios físicos. Como, por ejemplo, el correo electrónico. Poder enviar un boletín quincenal con todas las últimas ofertas y tener la posibilidad de comprar a un par de clics... Eso no lo tiene el mundo off line. No obstante, lo cierto es que la competencia también es mayor.

DESCÁRGATE EL PLAN COMPLETO AQUÍ.

Plan de negocio para una empresa de turismo activo

    -Sector: Turismo y ocio.
   - Actividad: Servicios de turismo activo.
    -Forma jurídica: Sociedad Limitada.
    -Localización: Oficina: centro urbano. Nave: en las afueras de la localidad, es el almacén de los equipos.
    -Instalaciones: Nave para almacenar y mantenimiento de equipos con vestuario y baños. Total 150 m2. Oficina 50 m2
    -Equipos y maquinaria: Quads; vehículos todo terreno; kayaks; balsas neumáticas; GPS; equipos informáticos; equipamiento textil; y equipos protectores y de seguridad.
    -Personal y estructura organizativa: Dos promotores y un monitor de actividades. En temporada alta se contará con otros dos monitores de apoyo.
    -Cartera de servicios: Rutas de senderismo y orientación; rutas en quad y todoterreno; rafting; rappel y barranquismo; y kayak en aguas tranquilas y aguas bravas
    -Clientes: Particulares, generalmente en grupos o parejas. Asociaciones (vecinales, culturales, deportivas...). Empresas de turismo (agencias de viaje, touroperadores, etc). Empresas en general (actividades grupales y/o incentivos a los trabajadores). Administración y centros educativos y universidad en programas puntuales .
    -Herramientas de promoción: Página web, boca oído, banners en foros y webs, cartelería y folletos, anuncios en prensa y visitas comerciales.

IDEA DE NEGOCIO

Para empezar, no puedes ofrecer lo mismo que empresas de turismo activo que lleven ya años en el mercado al que te quieres dirigir. A no ser, claro, que propongas lo mismo, pero a un nuevo segmento. Puedes ofrecer deportes de aventura, pero, por ejemplo, ofrecérselos a personas con discapacidades y adaptar la oferta. O puedes enfocar el deporte de aventura a personas mayores de 50-60 años a las que les guste el peligro y que no les traten como a ancianos, aunque haya que adaptar la aventura a su edad. Ésa puede ser una ventaja competitiva para diferenciarte y que, además, puede ampliar tu mercado potencial más allá de la provincia en la que operes. O dirígete a empresas a las que habitualmente no se acercan este tipo de negocios: ¿Por ejemplo, aquellas con empleados con discapacidades? En cualquier caso, no puedes olvidar al público tradicional de este tipo de turismo.
¿Cómo tienes que ofrecer tus servicios? Hasta ahora la tendencia era agrupar el mayor número posible de servicios ofertados en paquetes multiaventura, bien incorporando medios humanos y materiales a tu empresa, bien mediante colaboraciones con otros negocios que sí ofertan un único tipo de actividad.

Hacia lo que ha evolucionado este sector no son paquetes generalistas, sino a medida. Hay que escuchar muy bien al cliente, interpretar qué es lo que necesita y hacer un traje a medida de actividades de turismo, lúdicas....

No obstante, tienes que tener cuidado con no pasarte de innovador. Innovar demasiado en una actividad es un riesgo. Si no hay demanda o la actividad se está implantando (por ejemplo, escuelas de kite-surf), corres el riesgo de no disponer de suficiente clientela, alertan los expertos.

Coaching turístico

Otra sugerencia para dar forma a tu idea de negocio: Mezcla los conceptos de turismo activo con consultoría. El primero suele ser una herramienta para practicar habilidades: esfuerzo, trabajo en equipo, toma de decisiones... Y esto le viene bien a cualquier tipo de clientela, no sólo a las empresas. Que no se proponga únicamente el disfrute de una actividad lúdica, que pueda haber un trasfondo de práctica de una habilidad de aplicación en tu entorno familiar, de pareja o en el trabajo.

LOCALIZACIÓN

El territorio en el que te asientes determinará, de forma decisiva, el tipo de actividad que ofertes. Si estás en una zona de montaña, el descenso de aguas bravas, el rappel o escalada será lo que posiblemente busquen tus clientes. Si es una zona con nieve, rutas con raquetas, rutas guiadas... Evidentemente existen actividades que podrás organizar, comunes a todos los territorios (paintball, senderismo...), pero la localización tiene mucho peso.

PRECIOS

Además de analizar bien a tu competencia (que te explicamos con detalle en el plan de negocio on line), a la hora de calcular tus precios tienes que ver con qué flexibilidad prestarías cada línea de servicio. Cada actividad tiene una duración. Es necesario tenerlo en cuenta a la hora de fijar los precios. Tienes que fijar los precios en función de las horas invertidas, del gasto en cada salida y de la cantidad de viajes que se pueden realizar al día. Resulta interesante analizarlo a la hora de calcular el punto de equilibrio: te puedes encontrar con que no te compensa desarrollar una línea concreta de negocio, o que una de ellas únicamente da de sí para un número muy reducido de consumidores, con lo que, lo más seguro, es que tengas que subir los precios. Está claro, por ejemplo, que diariamente no se pueden hacer cinco salidas de tres horas en quad.

FINANCIERO

En el plan económico y sus previsiones financieras, no debes olvidar la estacionalidad de las ventas, que a su vez estará determinada por el tipo de actividad que ofertes y dónde la ofertes.

La gran mayoría de las empresas de este sector no suelen tener grandes gastos de inversión y tampoco de estructura, más allá de los costes de personal, ya que subcontratan los equipos y las actividades. Hay empresas que sí hacen la inversión en equipos, pero eso te limita la oferta y te complica la parte del factor sorpresa. Piensa que mantener una flota de 40 quads te obliga a tener justificada la amortización.

Salvo lo que tiene que ver con actividades que supongan un desplazamiento lejano al cliente, es muy fácil prever los costes y los ingresos. Todo lo que son gastos ajenos a la organización, los que no suponen coste horario, todo lo que la empresa va a tener que subcontratar, hay que intentar cubrirla con adelantos de clientes para, de esa manera, prever que se echen atrás.

DESCÁRGATE EL PLAN COMPLETO AQUÍ.

"

SEGURO QUE TAMBIÉN TE INTERESA...

Todos los pasos para elaborar un buen plan de negocio

"
Suscríbete
  • Suscríbete a la revista y consigue 12 números por solo 28,80 € (un 20% menos).

  • Emprendedores en un iPad

    Accede a nuestro Quiosco Digital y disfruta de la revista en tu tableta, estés donde estés.

  • ¿Quieres recibir todas las semanas lo mejor de Emprendedores en tu correo? Solo tiene que darte de alta en nuestra Newsletter.



Ver más articulos