Emprendedores.es

Ideas para evitarlos

Los ciberataques más comunes que sufren las empresas

Sus nombres son DDOS y Ransomware, dos modalidades de ataques a empresas que, en el primer caso, colapsa tu web y, en el segundo, encripta tu información y la libera bajo pago.

20/07/2015

Ataque distribuido de denegación del servicio (DDos)

Este tipo de ataque es el que sufrió la pyme de la que hablábamos al principio: mucha gente entra a la vez en una web y se colapsa. No es nada sofisticado y, al ser dirigido, poco puedes hacer para prevenirlo. “Hay todo un negocio desarrollado alrededor de eso”, asegura Alfredo Reino. Los precios por hacer dejar de funcionar una página oscilan entre 300 y 600 dólares durante una semana, según un estudio de Dell.

¿Por dónde entran? Competencia cabreada (ejemplo del principio) o activistas aún más cabreados. Los ataques DDos son los que suelen emplear grupos como Anonymous para atacar a sus objetivos. En Incibe lo comparan con una cafetería: “Una persona trabajando sólo puede atender a un cliente cada cinco minutos. Si llegan 100.000 a la vez, no pueden ser atendidos”. Pues en web, lo mismo: si entran 100.000, se colapsa y se cae.

¿Cómo protegerse? “Quien puede protegerte es la empresa que te da la red”, cuenta Reino. “Para una empresa grande, el operador sí es capaz de desviar más tráfico. Pero una pyme está vendida: lo único que puedes hacer es el muerto durante unas horas y esperar a que pase la tormenta”.

Ransomware

Es uno de los ataques oportunistas más típicos a pymes. Es un virus de cifrado: una técnica por la cual un ciberdelincuente accede a un servidor u ordenador de usuario, cifra toda la información y pide un rescate a cambio.

¿Por dónde entran? Por la vía oportunista (enviar un enlace malicioso a muchos e-mails y alguno picará) o dirigida. “También se usa la ingeniería social, suplantando identidades”, apunta Requejo. Por ejemplo: a principios de diciembre se supo de una campaña de fraude masivo de Correos. El e-mail venía en amarillo, con el logo de la empresa y un dominio parecido (correos24.net) e invitaba al receptor a “descargar información sobre su envío”. El enlace llevaba a un virus y al ejecutarlo cifraba todos los datos del equipo. Los empleados caían porque el e-mail... ¡parecía de Correos!

¿Cómo protegerse? Copia de copia de copia... Porque o tienes copia de seguridad, o si quieres que te devuelvan tu información descifrada te va a tocar pagar.

Publicidad
Suscríbete
  • Suscríbete a la revista y consigue 12 números por solo 28,80 € (un 20% menos).

  • Emprendedores en un iPad

    Accede a nuestro Quiosco Digital y disfruta de la revista en tu tableta, estés donde estés.

  • ¿Quieres recibir lo mejor de Emprendedores en tu correo? Date de alta en nuestra Newsletter y descárgate gratis la ‘Guía Quién te ayuda a Emprender 2016’.


Encuentra tu Franquicia