Buscador
cerrar

Crecimiento

Cuándo se produce el ‘efecto Mateo’ en una empresa

Se benefician de él aquellas empresas que consiguen suficiente masa crítica como para arrastrar a otros que, en principio, no tienen intención de convertirse en clientes o usuarios.

Ana Delgado | 12/06/2017
Linkedin Whatsapp

“Porque a cualquiera que tiene, se le dará, y tendrá más, pero al que no tiene, aun lo que tiene le será quitado”. Esta es la cita de uno de los evangelios del Nuevo testamento que da origen a lo que se conoce como ‘Efecto Mateo’ y que luego relacionaría Robert K. Merton como un fenómeno psicológico. 

Aunque se produce en muchas disciplinas y tiene su origen en un contexto científico, el ‘efecto Mateo’ se produce en una empresa cuando ésta consigue posicionarse como la primera entre otras muchas con la misma idea y modelo de negocio. La que consigue alzarse con el liderazgo, tiene más posibilidades de seguir creciendo, ganar clientes y tener más impacto mediático. A la sombra van quedando las competidoras de la carrera inicial, aunque sus soluciones puedan ser mejores. El truco está en acumular suficiente masa crítica o tracción como para producir un efecto de arrastre, incluso en aquellos que no tienen intención inicial de convertirse en tus clientes.

José Manuel Alarcón, emprendedor y CEO de Campus MVP ilustra el efecto con un ejemplo. “A mí, por ejemplo, dentro de la mensajería instantánea, me gusta más la solución de Telegram que Whatsapp. Sin embargo, no me ha quedado otro remedio que descargar la segunda para comunicarme con determinadas personas que me interesan”. Es decir, obligar a la gente a utilizar sus servicios porque ya lo hace la inmensa mayoría. “El motivo es que la persona con la ventaja inicial se va a encontrar con muchas otras ventajas y oportunidades más adelante, lo que solo aumentará la diferencia aún más”, comentaba Alarcón en uno de sus post.

En escenarios monopolísticos, conseguir este efecto resulta sencillo, pero no en los mercado liberalizados en los que rige la competencia. De aquí, en parte, la urgencia que muestran muchas startups para convertirse en las primeras de la clase a base de rondas de financiación y escalabilidad. Asimismo, una vez que se alzan con el liderazgo, es más difícil que el mercado se cuestione la calidad de lanzamientos posteriores debido a la fama que ya atesoran. Los factores de mayor fama y más medios disponibles dan lugar a un efecto multiplicador, o espiral creciente del ‘efecto Mateo’.

En el lado inverso se hallaría la conocida como ley de Stigler, también surgida en el ámbito científico, según la cual, ningún descubrimiento científico recibe el nombre de la persona que realmente lo descubrió en primer lugar. Trasladada al ámbito empresarial, serían aquellas grandes organizaciones que disfrutan, voluntaria o involuntariamente, de los méritos de un pequeño que pasa desapercibido.

La conclusión a la que llegaba Alarcón era la siguiente: “procura sacar partido a todas las ventajas que estén a tu alcance si quieres tener oportunidades. Hay una jungla ahí afuera y cualquier ventaja que obtengas se ampliará a tú favor con el tiempo. El efecto Mateo está más vigente que nunca en todos los ámbitos”.

Suscríbete
  • Suscríbete a la revista y consigue 12 números por solo 28,80 € (un 20% menos).

  • Emprendedores en un iPad

    Accede a nuestro Quiosco Digital y disfruta de la revista en tu tableta, estés donde estés.

  • ¿Quieres recibir todas las semanas lo mejor de Emprendedores en tu correo? Solo tiene que darte de alta en nuestra Newsletter.


Encuentra tu franquicia

Ver más articulos