Buscador
cerrar

Amazon

Amazon Go: Abre con un año de retraso la tienda del futuro sin cajeros

Hoy abre sus puertas el primer supermercado físico sin cajeros Amazon Go en un espacio de 167 metros cuadrados en Seattle, Estados Unidos, que ha estado un año en versión Beta. 

22/01/2018
Linkedin Whatsapp

Cualquier persona con una cuenta de Amazon y con la aplicación de Amazon Go en su móvil puede entrar en la tienda (se genera un código QR único que se escanéa en unos torniquetes de acceso a la tienda), coger un producto y salir por la puerta sin necesidad de pasar por una caja física. Para todo el proceso la compañía utiliza la misma tecnología de inteligencia y visión artificial utilizada para la conducción de vehículos autónomos.

La tienda abre un año después de lo previsto originalmente (se había anunciado su apertura durante el primer trimestre de 2017) y tras un año en versión Beta (comenzaron a experimentar en este espacio físico en diciembre de 2016) para uso exclusivo para empleados de Amazon en Seattle.

Amazon GO aprovecha las tendencias que ya han cambiado al sector del retail, empezando por la tecnología para teléfonos inteligentes que permite el acceso a la tienda, los carritos y las estanterías inteligentes que permiten realizar un seguimiento de la compra, y la gestión del inventario en tiempo real en la parte de operaciones.

No es sólo que la tecnología esté preparada. Además, coinciden en el tiempo, según los expertos, dos tendencias ya consolidadas:

Omnicanalidad. O, dicho de otra manera, comprar lo que quieras cuando quieras. Hoy el cliente no acepta restricciones sobre horarios, devoluciones, etc. y ven la marca como un todo. En este sentido, no aceptan que una tienda franquiciada sea diferente a una corporativa.

Precio. Tras unos años de crisis intensa, los usuarios se han orientado mucho más al precio que antes, explican. Llevar una marca ‘asequible pero atractiva’ puede ser un plus, de forma que todas las cadenas han hecho esfuerzos para reducir precios y márgenes, buscado más volumen y más mercado. El impacto más significativo de esta política es que los precios -y la calidad- se han igualado mucho entre marcas, dificultando su diferenciación.

Durante los dos últimos años Amazon ha estado experimentando con conceptos comerciales innovadores, como Amazon Fresh PickUp, Amazon Books y el botón Dash para reponer automáticamente artículos para el hogar.

¿Se ha apresurado Amazon en el lanzamiento?

A la hora de salir a vender tu producto, no sólo tienes que tener en cuenta aspectos financieros o de grado de desarrollo de producto, sino también conocer cuál es tu ventana de oportunidad. ¿Te arriesgas a salir demasiado pronto? ¿A que se te adelanten? ¿Nada de lo anterior...? No es lo mismo, está claro, ser una empresa consolidada como Amazon, con una capacidad de comunicación y una base de clientes ya creada que tú no tienes.

Cuando estás desarrollando la primera versión de tu producto todavía te mueves en hipótesis: no sabes qué quiere exactamente tu cliente. Pero no sólo tienes que validar tu producto, sino también si tu modelo es escalable. Funciona, pero ¿tiene opciones de crecer? Ese planteamiento también se lo ha hecho Amazon en este caso.

“Esto no son matemáticas. No hay dos sectores iguales. Cada uno de ellos tiene unas dinámicas diferentes. El primer objetivo de un negocio es conseguir ventas que no tiene y que estas crezcan. Cada uno entiende cómo puede conseguir ese aumento de ventas: publicidad, campañas de promoción, estrategias de precio... Para lograrlo, el producto tiene  que estar disponible en el mercado cuanto antes”, apunta Juan José Marcos, mentor de la red de business angels madrid+d.

La teoría dice que es una cuestión de caja. “Parece mentira, pero es complicado decidir cuándo está preparado tu producto. Hay que saber dar un paso atrás: ver qué llevas hecho, cuánto te queda por hacer, hacia dónde vas... El ritmo al que la empresa consume los recursos con el que arranca antes de comenzar a tener ingresos es importante. Tu salida tiene que estar sincronizada con tu caja”, resume Jorge García-Luengo, asesor en Polymath Ventures. En el caso de Amazon la caja no es una variable.

¿Cuánto de mínimo y viable?

Arturo Castelló, un emprendedor que puso en marcha un negocio especializado en el desarrollo de aplicaciones de gamificación orientadas al desarrollo personal y profesional para particulares y empresas, apunta que ”mientras desarrollábamos nuestra plataforma tecnológica, creía que lo más importante era sacar cuanto antes un Producto Mínimo Viable (PMV). Pero es un riesgo alto salir con un producto a medias. Tienes que ser rápido, sí, pero el producto tiene que cumplir unas expectativas. Si en el primer impacto que tienes en el mercado, los prescriptores a los que quieres llamar la atención no consideran que el producto es bueno, luego te va a resultar muy difícil que cambien de opinión cuando vuelvas a lanzar ese producto con mejoras. Nosotros siempre estábamos en la disyuntiva de la rapidez y la calidad: no puedes sacar cualquier cosa al mercado”. 

Amazon ha abierto las puertas de la tienda cuando ésta cumplía unas expectativas mínimas.

 
Suscríbete
  • Suscríbete a la revista y consigue 12 números por solo 28,80 € (un 20% menos).

  • Emprendedores en un iPad

    Accede a nuestro Quiosco Digital y disfruta de la revista en tu tableta, estés donde estés.


Encuentra tu franquicia

Ver más articulos