Diez millones de euros para pymes y autónomos extremeños

Empresas y autónomos extremeños pueden solicitar hasta el 1 de febrero las ayudas para la reactivación empresarial que el gobierno autonómico pone a su disposición para contrarrestar el efecto de la crisis por la COVID-19.

La Junta de Extremadura ha destinado un crédito de 10 millones de euros a las Ayudas para la Reactivación Empresarial, cofinanciadas por el programa operativo del Fondo Europeo de Desarrollo Regional, para reducir los problemas de liquidez de pymes y autónomos afectados por la crisis sanitaria y ayudarles a hacer frente a sus gastos fijos.

Estas ayudas de concesión directa están recogidas en el Decreto-Ley 15/2020 y tienen como objetivo principal asegurar el mantenimiento del tejido productivo y el empleo en la región.

En concreto, los beneficiarios de estas ayudas son las pymes y autónomos con centro productivo en la región, que se hayan visto afectadas por la COVID-19 y cuenten con, al menos, una plantilla equivalente a tres trabajadores asalariados a jornada completa. 

El programa de ayudas se dirige prácticamente a todos los sectores empresariales, estableciendo una mayor intensidad de ayuda hacia aquellas actividades que, por su impacto en la economía y el empleo, se consideran de carácter prioritario y estratégico como la industria manufacturera; el comercio al por menor, excepto de vehículos de motor y motocicletas; la actividades de agencias de viajes, operadores turísticos, servicios de reservas y actividades relacionadas con los mismos o la hostelería entre otros.

Condiciones para solicitar la ayuda

Exactamente, se considera que han sido afectadas por la Covid-19 aquellas pymes y autónomos que hayan facturado durante los tres primeros trimestres del año 2020 de forma acumulada, una cifra inferior en, al menos, un 50% con respecto a la cifra de ese mismo periodo en 2019, o, si no pudiesen acreditar tal descenso en la facturación, las pymes y autónomos que hayan tramitado uno o varios ERTES desde el 14 de marzo hasta el 30 de septiembre de 2020 si afectasen al menos al 50% de su plantilla.

Estas ayudas están dirigidas a cubrir las necesidades de la empresa para volver a su nivel de actividad y por tanto, se financiará las necesidades de liquidez o de capital circulante para que la empresa pueda operar y atender sus pagos.

La subvención a conceder por beneficiario se realizará teniendo en cuenta el número de trabajadores asalariados que el autónomo o pyme solicitante tenga en situación de alta en Seguridad Social. 

Además, estas cantidades se incrementarán en un 25% si la pyme desarrolla una actividad económica prioritaria, según la del CNAE que conste en su informe de vida laboral. En ese caso, de 3 a 5 trabajadores sería de 3.750 euros, más de 5 y hasta 20 empleados percibirán 6.000 euros, más de 20 y hasta 50 asalariados serían 10.000 euros y más de 50 trabajadores alcanzan los 15.000 euros.

El plazo para presentar las solicitudes está abierto hasta el 1 de febrero de 2021. Toda la información está disponible en la web de Extremadura Empresarial. 

Otras medidas

Por otra parte, el Decreto-Ley 15/2020, también incluye la modificación del Decreto–Ley 9/2020 en lo que respecta a la subvención a la Sociedad de Garantía Recíproca de Avales y al establecimiento de un programa de ayudas para facilitar el acceso a la liquidez para autónomos y pymes para afrontar los efectos negativos de la Covid-19, que amplía el plazo para optar a estas subvenciones hasta el 30 de junio de 2021.  

Gestionar Cookies