Las claves de su éxito

Privalia ha hecho del lujo asequible su fuente de negocio gracias a la visión de dos jóvenes empresarios que han sido pioneros en la venta de primeras marcas de ropa y complementos por Internet.

- LUJO BARATO

El modelo de Privalia responde plenamente al lowxury, un fenómeno detectado hace tiempo por los expertos en marketing, que apuntan que con la crisis económica el consumidor se está replanteando sus prioridades, lo que favorece la venta de productos de prestigio a bajo coste.

- CONTROL DE GASTOS

En Privalia, los gastos de explotación se controlan al máximo. El portal no compra producto por adelantado ni almacena stocks. Lo que hace es reservar a las marcas grandes cantidades de artículos y ofertarlas en su web durante un tiempo limitado. Privalia hace el pedido definitivo en función de las reservas que ha recibido y abona a la marca los productos una vez que el consumidor ha pagado por ellos.

- O AHORA O NUNCA

Las ofertas de Privalia sólo están disponibles en la red durante un periodo máximo de cuatro días. Con ello se pretende fomentar la compra por impulso, un comportamiento característico de los consumidores latinos.

- BOCA A BOCA

El registro por invitación está en auge en Internet y Privalia lo utiliza para captar nuevos clientes. Mediante el apadrinamiento, el usuario que invita a un amigo a unirse al club de venta de este outlet recibe descuentos e incentivos al efectuar sus compras. “De esta manera son nuestros propios clientes los que nos hacen la labor de marketing”.
- CULTO A LA MARCA

El outlet apuesta por la implantación en mercados latinos, de signo claramente marquista. “Además, en España hay marcas pequeñas que venden poco porque no cuentan con una gran distribución y que al entrar en Privalia, que es capilaridad ilimitada y exposición a miles de consumidores, pasan a vender mucho más”.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Líderes