Kaizen, la filosofía japonesa que guía a Carlos Sainz en su trabajo

La filosofía Kaizen se basa en el cambio constante como forma para mejorar, planificando y ejecutando acciones concretas y simples en el día a día. En el mundo de la empresa, este método implica a todos los trabajadores, desde los directivos hasta los que tienen menos responsabilidad.

Carlos Sainz Presents The New Campaign  Ponle Freno
NurPhotoGetty Images

El concepto Kaizen proviene del japonés y puede traducirse como ‘mejora continua’. Esta forma de gestión tiene su origen en el país nipón en los años 50, y es resultado de la mezcla entre los sistemas de control de calidad estadísticos de los estadounidenses que aplicaron después de la II Guerra Mundial y la filosofía de constante superación de Japón.

Trabajo en equipo y constante son algunas de las claves del Kaizen, que se ha convertido para muchas empresas y profesionales en una filosofía de vida para conseguir el éxito en sus carreras. En el caso de Shiseido, la firma de cosméticos ha querido incluso utilizar el método como una imagen que proyectar en el mundo. No en vano, acaban de incorporar al piloto de Fórmula 1 Carlos Sainz y al emprendedor Anxo Pérez como embajadores.

“En 2014 cambié mi vida. Pasé a ser mucho más disciplinado. Esa filosofía de poner mis granitos de arena ha sido fundamental para conseguir llegar a donde estoy”, reconoce Sainz, quien además destaca la confianza en los resultados como condición para alcanzarlos. “Los pasitos que das cada día te llevan a un lugar mejor, donde tienes más confianza en ti mismo y, por tanto, mejores resultados. Estos resultados no se ven cada día, pero hay que seguir y confiar”, explica el piloto.

Para Pérez, “el enemigo número uno del éxito es el piloto automático”. Para no caer en esta rutina, el emprendedor propone el Kaizen como método para convertirse en una empresa del siglo XXI. La mejora continua, los resultados y la diferenciación son para Anxo Pérez las claves del éxito empresarial en el momento actual, siempre desde la humildad. “Hay dos opciones: revisar los peldaños que ya has recorrido o los que te quedan por recorrer”, afirma rotundo el empresario, que se inclina por la segunda opción como motor para avanzar.

Una filosofía que, en definitiva, es importante para poder mejorar en los más altos niveles de cualquier ámbito. “Hay que irse a la cama sabiendo que has hecho todo lo que tenías que hacer. Ser el primero en algo es único. En Fórmula 1 todo el mundo quiere hacerlo, por eso siempre todo está en constante cambio, lo que liga muy bien con el Kaizen”, concluye Sainz.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Casos de éxito