Claves de éxito

Hace siete años, Benjamin John May era carpintero. Compró una licencia para crear tiendas con los zapatos MBT en España, las primeras del mundo, y ahora forma parte del equipo directivo de la compañía, que le recompró el negocio al ver el éxito del producto.

Nuevo segmento de mercado

La marca MBT viene de Masai Barefoot Technology, un tipo de calzado ideado por un biomecánico suizo en los 90 e inspirado en la forma de caminar de la tribu masai, que no tiene dolores de espalda. En 1996 se lanza la marca en Suiza y de ahí a otros países del mundo. Pero es a partir de 2005, con la creación de las tiendas propias en España, cuando empieza a crecer en un mercado inicialmente escéptico.
Tiendas especializadas

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Benjamin John May ha sido el impulsor de las tiendas especializadas en la marca. En otros países, MBT se distribuía en zapaterías tradicionales. Él propuso crear espacios nuevos, comercios en los que a través de una pantalla de televisión se explicaran los beneficios de este calzado. También que están atendidas por personas que ofrecen asesoramiento y atención personalizada.
Beneficios probados

La tecnología desarrollada por Masai Group Internacional, propietaria de la marca, está patentada a nivel mundial y cuenta con el respaldo de investigaciones científicas que confirman la eficacia de este tipo de zapatos a la hora de corregir malas posturas al caminar y evitar así los habituales dolores de espalda. De hecho, está catalogado como producto médico en 30 países de Europa, además de Canadá y Australia.

España, a la cabeza de la facturación

En España, MBT cuenta con 109 tiendas (63 de ellas propias) que facturaron 16,9 millones de euros el último ejercicio. Es el mercado donde mejor se ha desarrollado la marca, prueba de la importancia que ha tenido la creación de las tiendas en la evolución del negocio. Y eso a pesar de que el producto se introdujo con años de retraso respecto a otros países.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Líderes