Caída de la facturación y viabilidad de la empresa

Si la caída de tráfico no es para tanto y los usuarios siguen llegando tanto a web como a móvil (aunque no sea para descargar), ¿dónde está la gran caída de facturación?

¿Por dónde entraban los ingresos?

Barras de navegador (y programas ocultos)
“¿Cómo están haciendo dinero este tipo de empresas? Antes, la única vía que tenían era la publicidad en la web. Pero hace unos años se descubrió que podías colocar otros programas a la gente”, continúa Del Moral. Tiene que ver con la toolbar o barra de herramientas. “Es lo que llaman adware, una especie de publicidad que te metían en el ordenador”. Aunque nadie obligaba a nadie a descargarlas, las toolbars venían con anuncios y con otros programas que se instalaban por defecto y que podían hacer cosas como ponerse por encima de la navegación del usuario y sacar sus propias redes de publicidad (y cobrar bien por unidad descargada o por lo que luego hacía el usuario). “Te descargas el Open Office, gratuito, te lo instalas con la barra de Softonic y pueden llegar a colarte hasta 10 de esos programas”, explican los expertos. En febrero de 2014, Softonic anunció que dejaba de instalar la toolbar (excusa: así la gente puede disfrutar del software desde todos los dispositivos).

Google
A los usuarios no les gustan estas barras de navegación y a Google menos todavía. Poco antes de Softonic, Babylon, una empresa de software de traducción israelí que también las instalaba, anunció que iba a despedir a 115 empleados tras cancelar acuerdos publicitarios con Google, que se había hartado de recibir quejas porque la barra no funcionaba en su navegador Chrome. “Después les cortaron el grifo otros buscadores (Yahoo y Ask.com). Y si te fijas verás que siguen el mismo camino que Softonic”, señala Del Moral.

Google dijo basta y a Babylon dejó de colar su barra, tal y como hizo Softonic en febrero de 2014. Otro factor es que Google tiene una de las principales redes de anuncios (AdSense) de la que Softonic es, gracias a su tráfico, socio premium.

Softonic ha contado que los “cambios en el mercado” (que Google diga basta a las toolbars) han hecho que Google cancele los acuerdos publicitarios con ella, que “el gigante está enfadado” y que la publicidad de Yahoo, con quien intenta recuperarse, es un tercio de lo que ingresaba con el gran buscador. Softonic sigue teniendo anuncios de Google. ¿La cancelación de contratos publicitarios de la que habla Softonic es la cancelación de la cuenta premium de AdSense? Quizá. Para Muñoz, el hecho de que “haya perdido la publicación de estos anuncios puede ser una de las causas de la caída, pero tampoco la principal”.

¿Sigue siendo viable softonic?

Santiago Sánchez, profesor de LaSalle, opina que sí. “Mantiene un posicionamiento envidiable, ocupa las primeras posiciones y no ha perdido tráfico. Quizá ha llegado el momento de encogerse y reducir costes para volver a ser rentable”.

Recuperar el prestigio. “El principal problema es, de cara al usuario, que está perdiendo prestigio. Antes era el referente cuando ibas a descargarte algo porque daba seguridad. El problema han sido esas políticas, porque si ibas a Softonic, vete tú a saber qué te iban a instalar”.

Móvil. El móvil es un duopolio dominado por las tiendas de Apple y Google, pero que “no ha hecho nada más que empezar. El móvil es muy relevante y Softonic ahí tiene que ver cómo lo integra y da valor a los usuarios”.

Volver a ser un referente (en móvil). “El principal problema de los desarrolladores de aplicaciones es darse a conocer. El equivalente al SEO es lo que se trabaja ahora dentro de estos mercados. Y eso es lo que precisamente siempre hizo bien Softonic”.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Líderes