6 emprendedores sociales que hacen la vida más fácil

Son desarrollos de impacto que sirven para facilitar la vida a millones de personas de todo el mundo que padecen algún tipo de discapacidad. Recogemos aquí algunas de esas ingeniosas soluciones.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Encontrar plazas de aparcamiento

Lo que ha conseguido el equipo de Disabled Park es desarrollar una plataforma web y una aplicación móvil para localizar plazas de aparcamiento cercanas para personas con movilidad reducida y sus acompañantes.  Informan también sobre la adaptabilidad de los eventos o espacios a los que se desee ir y permite denunciar el uso irregular de las plazas para ellos reservadas. Disponen ya de 10.000 usuarios y 28.000 plazas geolocalizadas en más de 150 municipios nacionales y algunas en Italia, Portugal y Londres. La iniciativa fue de Ana Puertas Montesinos, una joven con discapacidad que sedujo con su idea empresarial a sus amigos Javier y Olga, socios también de la compañía. Como solución a la Responsabilidad Social Corporativa, permiten a las empresas apadrinar plazas de aparcamiento a cambio de un pequeño coste publicitario, vía de monetización. Quieren ahora implementar las funcionalidades de la app y aprovechar la tracción para seguir creciendo. Saben que, sólo en España, las personas con movilidad reducida ascienden a 3 millones así que, aún les queda trecho.  

Miradas que hablan

En Irisbond desarrollaron una tecnología que permite controlar el ordenador con el movimiento de los ojos de una manera muy precisa y sencilla. Es de especial utilidad para personas que padecen ELA-enfermedad que padecía la esposa de uno de los socios-, parálisis o daño cerebral, porque de forma autónoma les permite comunicarse y acceder a todas las funciones de un ordenador, desde oír música hasta enviar mensajes por Whatsapp. Desarrollan también otras tecnologías de comunicación asistida para aplicaciones en el sector industrial y siguen investigando para convertirse en referente global de la tecnología Eye Tracking, por eso destina más del 10% de su facturación anual al I+D+I. “Desde el inicio éramos muy conscientes de que nuestra tecnología podía y debía estar presente a nivel internacional”, dice Eduardo Jáuregui, CEO y cofundador de la compañía, presente ya en numerosos países como Estados Unidos, Portugal, Francia, Finlandia y los principales mercados de Latinoamérica.

Para no perderse en interiores

Lo que Situm ofrece es, básicamente, un GPS para utilizar dentro de los edificios, a través de aplicaciones móviles que, además, permiten generar un novedoso conjunto de servicios geoposicionados, tanto para los usuarios como para los gestores de edificios. Los principales servicios se integran en una aplicación móvil y un portal web. Su solución ha sido ya incorporada en numerosos hospitales y centros médicos y confían en introducirlo en otras superficies como aeropuertos o estaciones de trenes que sirvan para orientar y lanzar señales de alarma a personas con discapacidad gracias a su función de audio-guía geoposicionada.

Accesibilidad a personas con problemas de audición

En Visualfy ofrecen soluciones que recogen la información sonora del entorno y de dispositivos móviles para adaptarlas con señales visuales y sensoriales, lo que incluye también mensajes de vídeo en lengua de signos. Valiéndose de la tecnología wearable y el Internet de las Cosas (IoT) trasladan información y mensajes de alarma, en forma de señales luminosas, en cualquier entorno a personas con problemas de audición, algo que afecta a más de 360 millones de personas en el mundo, 1 de ellos en España.  Como productos cuentan con Visualfy App, una solución a las múltiples notificaciones que se reciben diariamente en el móvil, y Deaf Smart Space que es un sensor que escucha de forma permanente en casa del usuario y aprende de su actividad sonora diaria.  Así,  por ejemplo, es capaz de enviar una notificación a su teléfono cuando el timbre de la puerta suena, la lavadora ha terminado o si el bebé está llorando.

“En el futuro queremos transferir esta tecnología de los domicilios particulares  a lugares públicos como aeropuertos, ayuntamientos u hospitales. Podemos enviar a un usuario un mensaje informándole de que es su turno para la visita del médico o que la alarma de incendio está sonando y mostrarle un video informativo con el protocolo a seguir” dice Manel Alcaide. Hasta la fecha, Visualfy ha tenido más de 5.000 descargas en 122 países y atraviesan, en este momento, la fase de industrialización.

Para niños TEA

La idea de Aprendices Visuales nació cuando Miriam Reyes tuvo un primo con Trastorno del Espectro del Autismo (TEA). Entonces supo que estos niños aprenden mejor las cosas visualizándolas a través de pictogramas y creó su primer libro para niños TEA. Así han creado ya 20 cuentos en edición digital e interactiva que, antes de que finalice el año, habrán visto un millón de lectores. Los libros se reparten en dos colecciones: aprende y disfruta. Con la primera, persiguen enseñar a los pequeños a adoptar rutinas básicas de autocuidado, como lavarse las manos o cepillarse los dientes, a conocer las emociones y comportamientos en determinados entornos.  El proyecto, en el que colaboran psicólogos y especialistas, pretenden ampliarlo ahora a una plataforma de formación para ayudar y orientar a las personas que tratan con niños TEA. Los libros están traducidos ya al portugués, francés e inglés para que los disfruten en cualquier parte del mundo.

Autonomía en la playa

Hasta ahora, las personas que se desplazan en sillas de rueda sólo podían acceder a la playa mediante pasarelas de madera, disponibles solo en algunas, y con sillas anfibias empujadas por un acompañante. Con la solución de Sandroller pueden acceder a la playa rodando por la arena e impulsar la silla con la fuerza de sus brazos pudiendo, incluso, introducirse en el agua sin necesidad de ayuda.  La idea se le ocurrió a César Calero cuando trabajaba como socorrista en una playa adaptada y comprobó las limitaciones de los usuarios con movilidad reducida para moverse por la arena. Así que, para su proyecto de fin de carrera en Ingeniería Mecánica, diseñó un modelo de silla impulsada por aros, “único en el mundo capaz de rodar por la arena de la playa" y que permite al usuario moverse con total autonomía.

Otros 10 emprendedores sociales

Si te gusta el mundo del emprendedurismo social, te va a ser útil leer este tema: 10 jóvenes emprendedores con conciencia social.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Casos de éxito