Plan de negocio para montar una empresa de formación online

La formación online está teniendo un crecimiento imparable. Te contamos cómo preparar el plan de negocio de una empresa de este sector.

Las nuevas tecnologías han puesto al alcance de todo el mundo la oportunidad de recibir formación, cuando y donde se prefiera y a menudo con un menor coste con respecto a la formación presencial. Las proyecciones apuntan que el volumen de negocio global del elearning superará los 243 mil millones de dólares en 2022.

Impartir formación online es una buena opción, tanto para complementar otras actividades o incluso, quizás, como actividad principal. Los principales demandantes son las empresas y los profesionales que pretenden mejorar sus conocimientos y empleabilidad mediante formación lingüística, informática, de gestión, etc. Pero también se abren buenas perspectivas en el ámbito del tiempo libre, para personas que quieran profundizar en sus pasiones o intereses: cocina, jardinería, salud, estética, etc.

¿Cómo monetizar la formación online? Principalmente hay dos vías: pago único con acceso de por vida al curso o suscripción, generalmente mensual, para recibir contenido periódicamente.

Para empezar con la formación online no se requieren grandes desembolsos y existe el aliciente, una vez creado el curso, de conseguir ingresos pasivos. Eso sí, son muchos los competidores: la formación presencial, propuestas similares online y el e-Learning gratuito. Hay que saber que las mejores escuelas del mundo ofertan el formato MOOC (cursos online masivos y abiertos), con la posibilidad también de obtener un prestigioso título final. Así que, antes de lanzarse al ruedo, será necesario identificar una especialización capaz de dar respuesta a una carencia formativa específica para un nicho de público muy concreto.

Claves del éxito de la formación online

Verónica Rosario, Social Media & Eventos de Geekshubs, desgrana algunas recomendaciones para emprender en la formación online.

-Entender el tipo de persona que demanda formación online, para optimizar al máximo la didáctica formativa, haciéndola más flexible, más accesible y entendible, ya que la enseñanza es mucho más autónoma que de manera presencial.

– Una buena y constante atención al alumno es crucial.  

– La buena calidad del material formativo es imprescindible. Contenidos breves, atractivos, bien diseñados, sencillos a nivel gráfico a la par que completos, recursos multimedia de calidad, tiempos de carga cortos, formato responsive. La experiencia de usuario (UX) tiene una importancia esencial.  

-Ningún curso se vende solo y es necesario contar con una buena estrategia de venta, capaz de atraer a tu público, con un embudo de conversión claro y eficaz. Hay que diseñar formularios y landing pages adecuados, campañas atractivas, copy acertados y utilizar recursos gráficos originales, dentro de una línea de comunicación establecida.  

Estas han sido algunas de las directrices empleadas por GeeksHubs Academy para afrontar el reto de la educación online y adaptar las dinámicas de estudio que tan buenos resultados han dado con los alumnos de su Coding School presencial.

Tecnología
Para impartir cursos de formación online existen varias opciones, que pueden incluso combinarse entre ellas:

1.Integrar la academia online en la web. Si ya se tiene un blog en WordPress, se pueden instalar plugins (programas que amplían su funcionalidad estándar): de sistema de pago y facturación, membresía, afiliados, plugin o plantilla LMS (Learning Management System) para organizar los contenidos, etc. Con esta opción no se pagan comisiones a terceros, se mantiene un control total, pero se requieren ciertas capacidades técnicas.  

-Alojar el curso online en una o varias plataformas existentes de e-Learning. Algunas cobran una cuota mensual, otras perciben una comisión de alrededor del 10% de las ventas.

– Utilizar las redes sociales, creando por ejemplo un grupo cerrado en Facebook o mediante un canal de YouTube.

-Impartir clases en vivo, o difundir posteriormente la grabación, mediante plataformas de videoconferencias. Entre las opciones gratuitas destacan Skype, Google Hangouts, Zoom.

 

Tendencias clave en e-Learning

Son las que apunta ExpoELearning, evento líder internacional del sector: inteligencia artificial y Big Data para lograr una formación más a la medida de cada persona; acceso a datos a través de conexiones 5G; mayor seguridad y autentificación mediante Blockchain; sistema de reconocimiento facial del alumno; cada vez más contenido audiovisual; EduTubers como divulgadores de conocimiento; microlearning en píldoras de aprendizaje; mobile learning.


Perfil del negocio: Cuenta de resultados

Dos emprendedores, formadores con experiencia en gestión empresarial, pondrán en marcha en Almansa una empresa de formación para pymes y autónomos. Se impartirán cursos a medida para empresas locales – en la modalidad online y presencial, tanto en las instalaciones de los clientes, como en las propias – sobre competencias de gestión, venta, acceso a las tecnologías de la información y otras temáticas empresariales.

Para eso se alquilará y acondicionará un local a pie de calle de 120 m2, que contará con un despacho con dos mesas de trabajo, 2 aseos, una zona de recepción con mostrador, dos aulas con capacidad para 10 y 15 personas.  

Se prevén las siguientes inversiones en inmovilizado material: instalaciones y reforma del local (acondicionamiento del local interno y externo) (2.800 €); aire acondicionado (1.600 €); mobiliario y decoración (sillas, sillones, mesas para las aulas y el despacho, mostrador, pizarras, muebles auxiliares) (5.800 €); punteros láser (40 €); equipo informático: 2 ordenadores portátiles, un ordenador fijo, impresora, proyector (4.200 €).

El Activo del balance recoge también las fianzas correspondientes a dos meses de alquiler del local (1.500 €), los gastos de primer establecimiento (1.200 €) para el proyecto técnico y licencia de obras, así como los primeros gastos de captación de clientes y publicidad de lanzamiento y la tramitación del registro de marca (126 €). Se adquieren licencias software y suscripciones a distintas herramientas por valor de 2.500 euros.

La tesorería inicial se establece en 6.000 € que irán destinados en su mayor parte a sufragar los gastos de inicio de la actividad. Se adquiere material de oficina (bolígrafos, cuadernos, post it, etc.) por valor de 1.600 €.

En el importe de las inversiones se separa la parte de la base imponible de la del IVA Soportado (“Hacienda Pública Deudora por IVA” por importe de 4.172 euros). Hacienda debe esa cantidad, que se irá compensando en las liquidaciones trimestrales de IVA, o, si se prefiere, se podrá solicitar a Hacienda su devolución al comienzo de la actividad.

La inversión necesaria asciende a 31.538 €. Los emprendedores aportan un capital social de 20.000 €. El resto (11.538 €) se financia mediante un préstamo bancario a largo plazo (5 años), al 4% de interés nominal anual, que se devolverá mediante cuotas mensuales constantes de 212 € (formadas por intereses y devolución del capital). En el balance se diferencia entre la parte del préstamo con vencimiento superior a un año (se refleja en el pasivo no corriente o exigible a largo plazo) y la parte que se debe pagar dentro del año (pasivo corriente o exigible a corto plazo).


Perfil del Negocio: Cuenta de Resultados

Los principales gastos en los que incurre una empresa de formación son:  

-gastos de personal. Los emprendedores, formadores experimentados, se harán cargo también de la gestión del negocio y de la captación de nuevos clientes. Su sueldo bruto se fija en 15.000 € para el primer año y pagarán mes a mes la cuota de autónomos de 283 €. También se contratará a un auxiliar administrativo a jornada completa, con un sueldo de 13.400 €/año.

-alquiler del local (750 € mensuales).

-gastos de publicidad: anuncios en prensa y radio, folletos, cartelería, publicidad en redes sociales (2.520 €/año).

-luz, agua, calefacción, teléfono e Internet (200 €/mes).

-servicios externos: asesoría fiscal y laboral (90 €/mes), limpieza, reparaciones, mantenimiento informático (90 €/mes).

 -materiales de oficina y consumo (1.245 €/año);

-prima de seguro (420 €/año). Aunque el pago suele hacerse en un único plazo anual, en la cuenta de resultados debe prorratearse mensualmente.

-amortizaciones del inmovilizado (2.904 €/año). Su depreciación afecta a la cuenta de resultados, ya que supone un gasto anual para la empresa, aunque no un desembolso económico.

-gastos financieros del préstamo obtenido para financiar la inversión, por un total de 423 €/año.

Los gastos de explotación de la empresa de formación ascienden a 74.861 €. Tienen carácter fijo, con independencia del volumen de actividad y suponen una carga que se suele denominar de estructura.

Los emprendedores cuentan con una cartera de clientes (empresas) inicial, que les garantizan ingresos mensuales recurrentes. Impartirán ellos mismos la mayoría de las formaciones (con un margen bruto – diferencia entre precios de venta sin IVA y costes variables asociados – total elevado, 83,7% ya que los costes de ventas son prácticamente nulos y cuentan ya con material formativo propio), exceptuando algunos cursos impartidos por especialistas freelance (con un coste aproximado de 50 €/hora y un margen medio del 40%). También desarrollarán una línea de formación online, que empezarán a comercializar hacia la mitad del año.

Para sus previsiones de ventas nuestros emprendedores han ponderado: el precio medio/hora por alumno/programa formativo; capacidad máxima de prestación de horas de formación por parte de los dos emprendedores; porcentaje esperado de formaciones impartidas por otros especialistas.  

El punto de equilibrio, en cifra anual de ventas, es el cociente entre la suma de los gastos fijos y financieros (75.284 €) y el margen expresado en tanto por uno (0,84). Representa la facturación que tiene que alcanzar la empresa para no tener ni pérdidas ni beneficios (en este caso 89.624 €). La facturación estimada para el 1º año es de 94.900 €.

 Visita la colección de Guías Prácticas para emprender ¡Encuentra la tuya!