Digitalizar las operaciones en franquicia, reto y tendencia en 2019

La digitalización se ha convertido en un proceso obligatorio para casi todos los negocios. En este contexto, la tendencia en 2019 para la franquicia es hacer que la agilidad y la comodidad de lo digital se asiente en los departamentos de operaciones.

Businessman using notebook with technology, internet and networking concept
Busakorn PongparnitGetty Images

Por todos son conocidas las ventajas de digitalizar al máximo los servicios ofrecidos por una compañía. Agilidad, optimización y comodidad son algunas de las virtudes, pero, en negocios franquiciados, no siempre es fácil conseguir una plataforma virtual que llegue a todos los asociados de forma eficiente. En este sentido, Jorge Gómez, socio gerente de iFlares, presentó su herramienta en la feria de hostelería y restauración Horeca Professional Expo, que se celebra entre el 18 y el 20 de febrero en Madrid.

Hoy en día, muchas cadenas todavía emplean check-lists y manuales de franquicia en papel, que muchas veces “son casi copias unos de otros”, y realizan un control de la marcha de cada unidad mediante auditorías presenciales que pueden facilitar un falseamiento de los datos.

Digitalizar la lista de tareas, además de facilitar su correcto cumplimiento, también es una gran fuente de datos para las centrales, que pueden trabajar así para mejorar sus protocolos. “Para la franquicia, el valor principal es el know-how. La información no debe acabar en un cajón. El conocimiento es propiedad de la empresa, y no debe depender de quien lo ejecute”, afirma Gómez tajante, quien también pone de manifiesto la urgencia de llevar a cabo este proceso, pues “lo que ahora es una oportunidad, en breve será una barrera con la competencia”.

iFlares es una herramienta enfocada a digitalizar las operaciones en el sector de la restauración. Mediante una app, la central puede modificar la lista de tareas de cada unidad de forma sencilla y rápida, segmentando los procesos en función del horario de cada local, su ubicación, si dispone de terraza o no… Desde cada establecimiento, una lámpara led indica, mediante un sistema de colores, la existencia de tareas y su urgencia. Si un proceso no se desarrolla durante los plazos fijados, la aplicación lo comunica directamente al responsable de área de la central.

Además de la mejora evidente en términos de rapidez y eficacia, este tipo de herramientas es una gran fuente de datos de calidad, que permite a las compañías optimizar también sus auditorías. Es por esto que, según la predicción de Gómez, la digitalización también terminará por alcanzar los procesos de producción, mezclando “los datos de previsión de venta con los de product mix para hacer una predicción, actualizada cada diez minutos”, que permita optimizar los recursos disponibles en cada unidad.

En definitiva, un ejemplo de las tendencias y retos que las franquicias enfrentan en este 2019 y que ya han implementado algunas grandes cadenas de restauración como KFC.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Franquicias