12 ideas para montar tu franquicia de comida mexicana

Un sector en ebullición donde la experiencia de cliente y la autenticidad en la oferta son fundamentales.

It's Taco Tuesday
MmeEmilGetty Images

Uno puede terminar con la lengua fuera, exhausto, si se propone seguir la pista a las tendencias en el sector de la restauración, que se suceden a velocidad de vértigo, incluso en los sectores más pujantes y que ya, de por sí, constituyen una tendencia. Podríamos hablar aquí de “la tendencia de la tendencia”.

La gastronomía mexicana es un buen ejemplo. En plena ebullición en nuestro mercado, Ignacio González, CEO del Grupo Colibrí, da pistas acerca de la dirección que puede seguir el segmento. “Ya empezamos a observar un giro hacia el tex-mex, pero no el que conocemos aquí, sino el americano, el de la comida de la frontera americana. Al final, es una gastronomía más próxima a la nuestra”.

Por su parte, Carlos Ruiz, CEO de Mexicana de Franquicias, grupo pionero en España en este tipo de cocina, comparte algunas píldoras para competir, con garantías, en un sector con tanta competencia en la actualidad y donde han aparecido numerosos conceptos en los últimos tiempos. “La experiencia es un factor clave. Mexicana de Franquicias lleva en el mercado de la restauración desde 1995. La aparición de La Mordida [una de sus marcas] supuso una innovación en España, con la introducción de restaurantes tematizados. A partir de aquí, nos hicimos rápidamente un hueco y nos convertimos en referentes de los restaurantes mexicanos. Para ello, fue fundamental la utilización de genuinas recetas mexicanas, desconocidas hasta entonces por el gran público, y, por supuesto, cocinarlas con ingredientes de primera calidad. Nuestra carta ha sido confeccionada por un equipo de cocineros mexicanos, especializados en la gastronomía popular del país. Es crítica aquí la fidelidad a los sabores, a los olores y también a los colores y a las sensaciones. En este sentido, nuestros locales son una explosión de sensaciones, de modo que, al entrar en ellos, te trasladas de forma automática al corazón de México”.

Esbozadas algunas coordenadas estratégicas del segmento, compartimos ahora contigo 12 marcas con las que emprender en este mercado.

DOCE CHILES

Doce Chiles se distingue por ser una propuesta "que realmente te transporta a las calles de México a través de una experiencia interactiva única en el mercado, como es la elaboración de las tortillas de maíz a la vista del cliente", subrayan desde una central que contempla dos modelos de negocio: Taquería o puesto (por ejemplo, el que tienen en el Mercado de la Paz) y Local (restaurante a pie de calle).

La compañía, que desarrolla un sistema de llave en mano, trabaja con un modelo productivo basado en la elaboración de los guisados en una cocina externa central, "lo que garantiza uniformidad en el sabor y facilita la gestión del personal, al no depender de empleados con un nivel específico de cualificación en cocina".

TACO BELL

Esta multinacional, especializada en comida de inspiración mexicana, destaca como ventajas competitivas el gran número de unidades -unas 6.500- repartidas por todo el mundo, lo que convierte a Taco Bell en líder de este segmento. Además, la central presume de la "sencillez operativa del formato".

En este momento, la enseña busca un perfil de franquiciado con experiencia previa "como empresarios en hostelería o retail, interés por abrir más de un restaurante y capacidad financiera para llevar a cabo el desarrollo". Siguiendo en el plano económico, la central estima como adecuado disponer de al menos el 40 % de la inversión en fondos propios.

LA TAQUERÍA

Esta cadena de restaurantes especializados en comida mexicana pertenece al Grupo Monterrey Tacos de las Islas Canarias. Los responsables de la marca indican que ofrecen apoyo permanente a los franquiciados y garantizan la idoneidad de la ubicación de cada restaurante. Agregan que la marca trabaja con un concepto innovador y un modelo de negocio consolidado que asegura la rápida recuperación de la inversión.

Con 10 años de experiencia, la enseña se caracteriza por ofrecer precios competitivos, productos de calidad y amplios horarios. En cuanto al perfil del franquiciado, buscan a un emprendedor que tenga cierta experiencia en el sector de la restauración. Aclaran que la franquicia está orientada tanto hacia la inversión como al autoempleo.

RICOS TACOS

Desde la franquicia empiezan por explicar un par de detalles sobre el modelo de negocio. "Proponemos un concepto novedoso dentro del sector de la restauración, porque despliega una gestión muy sencilla para un emprendedor que no precisa experiencia previa, al igual que el personal, que no necesita cualificación previa. Nuestros locales prescinden de salida de humos, ya que los productos se elaboran a diario en una cocina central y se envían a las cantinas, donde sólo tienen que preparar los platos a gusto del cliente".

Por otra parte, el asociado puede gestionar su negocio a través del autoempleo o como inversor. "Al no ser necesaria experiencia previa, buscamos a un franquiciado con perfil emprendedor".

Ricos Tacos cuenta con el apoyo del Grupo La Mordida, que atesora una experiencia de más de 20 años en el mercado de la restauración mexicana.

LA CHELINDA

La Chelinda se adapta a las nuevas tendencias de restauración donde la experiencia es la clave, empiezan por explicar desde la central. "Hablamos de una fusión de gastronomía y ocio que permite cubrir todos los momentos de consumo, para todos los públicos, manteniendo una demanda estable en el local durante todo el día".

Integrada en el grupo de restauración Beer&Food, la marca apuesta por llevar la comida y bebida mexicana auténtica a otro nivel, lo que se traduce en crear una experiencia que el consumidor disfruta con los cinco sentidos en un entorno cuidado que fusiona tradición y modernidad. "Con un ticket medio aproximado de 16 euros por persona, nuestros clientes perciben un elevado valor añadido, basado en una excelente relación cantidad y calidad-precio, que surge de la autenticidad y el cuidado por los detalles que nunca decepciona".

CANTINA MARIACHI

Propuesta de comida mexicana de Comess Group, que gestiona otras cadenas de restauración como Lizarran o Don G. “Hablamos de una gastronomía al alza y de creciente demanda”, aseguran sus impulsores. “Otros factores competitivos son nuestro sistema centralizado de compras y el apoyo de una gran organización, que acompaña al franquiciado en todo momento. Este respaldo se traduce en la formación, el marketing, unos precios competitivos con proveedores, una supervisión permanente durante los diez años de contrato y promociones cruzadas”.

En el capítulo de apoyos también tiene cabida la colaboración de la central para lograr hasta el 40% de financiación bancaria. “En este sentido, hemos sellado alianzas con diversas entidades”

OLEMOLE

La pujanza de la cocina mexicana es tal que Alsea Iberia –en su catálogo conviven 13 enseñas, como Vips, Cañas y Tapas y Wagamama– ha decidido crear su propio concepto en este ámbito gastronómico, del que ya han abierto la primera unidad. El resultado es OleMole, “una propuesta urban-mex que acerca al público una carta fresca, asequible y sin artificios, donde tienen cabida tacos, burritos y quesadillas personalizables, con auténticas recetas de cocina mexicana elaboradas al momento en el tradicional comal, un must del street food mexicano”. La central adelanta que éste es un proyecto piloto y que no se descarta franquiciarlo en un futuro, aunque la decisión no está tomada.

TACOS DON MANOLITO

El dinamismo del mercado también ha llamado la atención de cadenas mexicanas que buscan traer a nuestro país la esencia más auténtica de esta cocina. Éste es el caso de Tacos Don Manolito.

Como recogen en su web, hablamos de una empresa 100% mexicana creada en el 2005 con el objetivo de desarrollar un nuevo concepto de restaurante en taquería de alta calidad. “La nuestra es una idea fresca e innovadora que se distingue por una excelente aptitud y servicio, que lleva a los clientes a disfrutar en un ambiente vanguardista y acogedor, basado en una exitosa combinación de sus productos y el secreto de su salsa, todo con calidad de primer nivel”.

TIO JUÁREZ

Esta franquicia da sus primeros pasos con una apuesta de producto muy bien definida, como explican en su dossier informativo. “Nuestra oferta gastronómica está orientada al cliente, lo que se traduce en una carta 100% vendible, repleta de ‘súper ventas’ que rentabilizan tu negocio”.

José Luis Ramón Gavela, fundador de la cadena, identifica la calidad y la exclusividad de la carne de vacuno del Valle de Fornela [comarca del Bierzo], como dos de sus principales factores competitivos. “Logramos unos precios competitivos, al trabajar directamente con los productores. Un ejemplo es que compramos la carne de Fornela al ganadero y conocemos, muchas veces, al propio ganado por su nombre”.

LOS GUACAMOLES

Con 20 años de bagaje en la gastronomía mexicana, esta marca se lanza ahora al universo de la franquicia. En cuanto a su propuesta, “se mantienen fieles a las recetas originales y rompen esquemas con una oferta que se erige como término medio entre lo novedoso y lo conocido, entre el sabor y el impacto visual, con una cocina tradicional mexicana”, como explican en su web. “Nuestro concepto propone, a su vez, la participación activa del cliente, presentando un modelo basado en las nuevas tendencias en el ámbito de la gestión, las técnicas alimenticias más modernas, y las diversas formas de servicio”.

LA MORDIDA

Sin necesidad de experiencia previa, el franquiciado ha de comprometerse con el negocio, en el sentido de acudir asiduamente al local y conocer los pormenores de la actividad”. Con este perfil gestor siempre presente, el emprendedor ha de superar un entrenamiento de dos días focalizado en la gestión y control de un establecimiento tipo, sin olvidar que, en el momento de la apertura, dos profesionales de la compañía le apoyarán durante cinco días. “Sus empleados de sala y cocina, por otro lado, reciben una formación de dos semanas en las instalaciones de la central de franquicia”.

Con la cocina tradicional mexicana como eje de su carta, la compañía –integrada en Mexicana de Franquicias– acerca al consumidor sabores y calidades uniformes, “gracias a unas cocinas centrales que, de forma artesanal, elaboran un producto óptimo para ser dispensado en cualquier punto del país”.

SUPER TACO

"Una baja inversión y una alta rentabilidad. Un concepto de negocio atractivo, apoyado por una central franquiciadora con casi 25 años de experiencia. Cocina Central y con una amplia carta sin gluten". Estos son los principales factores competitivos del proyecto más reciente de Mexicana de Franquicias, según desgranan desde la central.

Como potenciales asociados, buscan a emprendedores interesado en crecer profesionalmente "de la mano de una gran firma, aunque también es una excelente oportunidad para restaurantes ya operativos y que quieren dar un giro a su concepto de negocio".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Franquicias