Advertisement
31 May, 2023

Emprendedores Logo

×

“Prefiero tener el 10% de mucho y no el 100% de nada”

Conversamos con Roger Antelo, CEO de Gadea Group, quien capitanea un proyecto que a través de la economía colaborativa emprende multitud de iniciativas en el universo de la restauración

Roger Antelo CEO Gadea Group

Conversamos con Roger Antelo, CEO de Gadea Group, en otoño del 2020 y entonces decía que la clave para crecer estaba en la economía colaborativa. Hoy se reafirma en una máxima que guía los proyectos de restauración que impulsa bajo el paraguas del grupo que capitanea. Y encontramos ejemplos de esto a todos los niveles. “En vez de elaborar los postres, hemos enseñado a una panadería de Carballo [localidad coruñesa], que va por la tercera–cuarta generación y nos prepara unos postres mexicanos estupendos para España y Portugal”.

Colaboración es lo que les ha permitido también abordar diversos mercados internacionales, donde buscan socios locales con los que asociarse y utilizar así su estructura en ese país concreto. “En Portugal, por ejemplo, tenemos a un socio con una marca de sushi con 15 locales que nos ayudará a implantar No Mames Wey [cadena de taquerías lanzada por Antelo el verano pasado junto al empresario mexicano Samuel Salinas]”. Similar planteamiento siguen para abordar la entrada en mercados como Argentina, Paraguay, Estados Unidos y México. “Nosotros aportamos marca, ellos estructura; nosotros aportamos conocimiento, ellos capital de trabajo”.

Muy colaborativa es la estrategia de expansión en No Mames Wey, al apostar por un modelo de inversión compartida donde ofrecen a cualquier persona la experiencia de poseer un restaurante desde 3.500 euros. Subraya Antelo que ésta es una forma de crecer más ágil, rápida y sostenible, en un escenario con los márgenes más bajos, derivados de unos impuestos, salarios, alquileres más elevados que antaño. “Y no olvidemos que hoy la gente quiere menos obligaciones en su día a día, pero, al mismo tiempo, quiere diversificar su inversión o experiencias. A partir de aquí, si cuentas con 10 inversores en un local, también tienes a 10 amigos y supervisores, pero sobre todo a 10 familias que son clientes y a sus amigos, actuando todos ellos como embajadores de marca”.

Con intereses en diversos segmentos, Gadea Group, el grupo empresarial de la familia Antelo Rodríguez, tiene gran parte del foco en la restauración organizada, donde cuenta con un extenso catálogo de marcas, fruto de su hiperactividad en los últimos tiempos. Las joyas de la corona son Sushimore (22 locales) y No Mames Wey (14), a las que acompañan Nigiri (firma con 3 locales que Gadea adquirió el pasado mes), La Pizzería y Bar de Fuegos (ambas con un local y en las que la compañía ha entrado con una participación minoritaria), y las marcas virtuales Pambao y Kaleka Poke, además de Da Vinci, cadena de pizzerías con la que están colaborado en su expansión.

Un portafolio que permite al grupo tener presencia hoy en España, Portugal, Andorra, México, Paraguay y Estados Unidos, con un volumen de facturación que esperan incrementar este año en nueve millones de euros respecto a un 2022 cuyas cifras aún no habían cerrado en el momento de realizar la entrevista [en el 2021 facturaron 13 millones].

EMPRENDEDORES: ¿Qué rasgos comparten las diferentes propuestas gastronómicas de las marcas que integran Gadea Group?
ROGER ANTELO:
Se caracterizan porque trabajamos con las referencias más vendidas, como el taco, el tercer producto fast food más consumido del mundo, mientras que el sushi está implantado en casi todos los países; llegas a Argentina y en la colonia más pequeña hay un local de sushi. Y qué decir de las pizzas, sector en el que también nos hemos introducido, al igual que en el de la carne, con Bar de Fuegos, centrado en la parrilla argentina y un ticket asequible. Nos encaminamos, por otro lado, hacia un mundo más saludable en el plano gastronómico.

EMP.: ¿Cómo articulan la parcela logística?, ¿trabajan con un obrador central?
R.A.:
Nuestro obrador para España y Portugal se encuentra en Galicia, en la localidad coruñesa de Carballo, lo que nos permite estar más cerca de un buen producto, de gran calidad y más barato; lo cierto es que trabajamos todo con producto gallego. Aquí se realizan gran parte de las elaboraciones, aunque con el sushi sí que hay más preparación en el punto de venta.

En Argentina hemos abierto un obrador, en Paraguay otro, en México un primer obrador en Guadalajara, mientras que en Estados Unidos inauguramos dos, uno en la Costa Este, en Florida, en paralelo al primer local de No Mames Wey (NMW), y otro en Las Vegas.

EMP.: En menos de un año han abierto 14 locales de No Mames Wey y su proyección para 2023 es de 130 entre varios países como España, Portugal, Reino Unido y Estados Unidos. ¿A qué atribuye su éxito?
R.A.:
Primero, a la propia marca. No Mames Wey se identifica de inmediato con lo mexicano; cuando la creamos y registramos hace dos años, no imaginaba que nos la fueran a registrar en México; de hecho, para los mexicanos de más de 40 años es una expresión malsonante, pero a los jóvenes les gusta.

Pero, sobre todo, hemos dado otro enfoque al concepto. No vas a comer tacos todos los días, pero sí vas a tomar tragos todos los días y picotear algo; España, Portugal, Argentina… son mercados donde la gente tiene ese hábito. A partir de aquí, hemos querido desarrollar más ese bar que también venda tacos y no esa taquería o restaurante mexicano que también venda bebidas.

EMP: ¿Cuál es la clave para que un proyecto de inversión compartida compartida como el de NMW salga bien y se consolide?
R.A.:
Al final, esto no difiere de una gran empresa con muchísimos accionistas que apuestan por la marca y que buscan una retribución. Lo que hemos buscado es que el proyecto sea muy, muy, muy escalable, muy sencillo, con un sistema más que probado. ¿Y qué ocurre con el crecimiento? Prefiero tener el 10% de mucho y no el 100% de nada. Éste no es mi proyecto, ni el de mi socio, ni de mi familia, es el proyecto de todos y todos tenemos que ayudar y apoyar.

EMP: ¿Qué relación establecen con estos inversores para que el seguimiento del proyecto sea constante?
R.A.:
Tienen acceso al software de gestión del restaurante, pueden monitorizar las ventas diarias, facilitamos informes mensuales y trimestrales, a lo que añadimos el lanzamiento esta misma semana de un call center de atención al franquiciado. El objetivo es hacerles más partícipes del proyecto, de ahí que tengan voz y, según el rango de inversión, tienen voto. Nosotros sabremos –y queremos– escuchar a unos inversores a quienes no cobramos fee de gestión y que cobran en base a los beneficios.