Oportunidades en lavanderías autoservicio, transporte y venta automática

Cerramos el Especial con tres sectores donde puedes emprender desde 6.000 euros + IVA y marcados por la innovación.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 oportunidades en lavanderías, transporte urgente y venta automática

Tintorerías y arreglos de ropa: un negocio que llegó para quedarse

Hasta hace poco las lavanderías autoservicio eran un elemento exótico en nuestro paisaje urbano. Lo interesante es que se han implantado, al margen de en grandes capitales, en poblaciones de menos de 100.000 habitantes, lo que confirma su potencial. Como tendencias a seguir, unos locales cada vez más cuidados en diseño y funcionalidades –incluidas zonas infantiles– y la búsqueda de ubicaciones singulares (parking de centros comerciales, gasolineras...).

Si optas por este negocio, analiza qué herramientas te facilita la central para gestionar el negocio a distancia, el servicio técnico que presta y las innovaciones tecnológicas que prevé incorporar, con el fin de averiguar si se trata de un mero fabricante que no contempla soporte alguno. 

Muy atento, porque en el número de Emprendedores de julio publicaremos un detallado informe sobre este segmento emergente, con todas las claves para abrir una franquicia especializada en lavandería autoservicio.

Transporte y mensajería: innovación y nuevas oportunidades

Por su parte, el segmento de mensajería y paquetería generó 5.900 millones de euros en el 2014, un crecimiento interanual del 3%, con lo que se rompió la tendencia a la baja de los cinco años anteriores, según un informe de DBK, que atribuye esta subida al empuje del comercio electrónico y de los envíos internacionales.

Coinciden los operadores que las oportunidades más interesantes giran alrededor de las tiendas online. A partir de aquí, se lanzan servicios de entrega personalizados al 100%, donde el repartidor acude allí donde esté el destinatario.

Otra tendencia al alza es el uso de soluciones respetuosas con el medio ambiente, mientras alguna cadena ya está explorando el reparto con drones en zonas de difícil acceso. Junto a la innovación, el otro gran desafío es que dejen de bajar los precios, una constante en la historia reciente del sector.

Venta automática: sin gastos fijos y a tiempo parcial

En cuanto a máquinas de venta automática, la entrada de un distribuidor especializado en la venta de unas patatas de fama mundial ha sacado del letargo a un sector donde no se vislumbran grandes revoluciones tecnológicas ni propuestas revolucionarias.

Ahora bien, hablamos de una actividad interesante, que se puede compaginar con otros proyectos, sin gastos fijos –por la falta de personal– y que se adapta a nuestra capacidad inversora, siempre que la central maneje diferentes modelos de máquinas.

A este franquiciador le debes exigir que te detalle el servició técnico y posventa que te va a prestar, con el fin de descartar aquellos operadores/fabricantes que se limitan a vender las máquinas, quedándose ahí su know how.

Del interés de este segmento hablan sus cifras: según DBK, la actividad de explotación de estas máquinas generó 2.000 millones de euros en el 2014, el 1,3% más que en el 2014, con lo que se superó una etapa de cinco años consecutivos de descensos.

Abierto 25 horas: con una hora al día, basta

“Tienda automática a pie de calle, que funciona 24 horas al día y 365 días, que vende productos de compra por impulso anunciados en televisión y que no precisa empleados”. Tras esta presentación, la central profundiza en las claves operativas –y competitivas– de esta franquicia.

“El propio franquiciado puede rellenar la máquina, de ahí que sólo sea necesario dedicarle una hora diaria a la actividad. No olvidemos, además, que poseemos equipos expendedo- res de última generación, una marca registrada (Abierto 25 horas) y un diseño e iluminación de la tienda que impacta a distancia”.

El franquiciador, que mantiene acuerdos con varios bancos para facilitar el acceso a financiación, destaca que no es necesario disponer de recursos propios. “Si así lo desea, nosotros gestionamos al asociado la financiación mediante renting o leasing, con los bancos colaboradores”.

Los futuros franquiciados pueden ver en la web todas las tiendas de la red, con su dirección completa: “Lo cierto es que pueden visitarlas, acompañados por uno de los asesores de la compañia, para contrastar su rentabilidad”.

Por último, no se facilitan datos respecto a los ingresos medios estimados para el primer año, “al estudiarse cada caso particular”.

Mark Faceoff: tres modelos para crecer

“El negocio se adapta a la capacidad inversora y a las necesidades de un emprendedor que le puede dedicar más o menos tiempo en función de sus intereses”.

Con este punto de partida, el franquiciador desgrana otras de las ventajas competitivas de la franquicia, que pasan por una gestión sencilla, respaldo de una marca de prestigio, costes reducidos gracias a la inexistencia de personal y la posibilidad de recompra de las máquinas por parte de la central, si, pasado un tiempo, el asociado no está satisfecho con la inversión.

“A lo anterior, sumamos la posibilidad de ampliación y crecimiento, mediante la adquisición de más equipos”, añade esta enseña. La actividad se dirige tanto a quien quiera compatibilizar su trabajo actual con otro, dedicando una parte de su tiempo y su inversión, como a quien busque dedicarse a ello al 100%.

Los tres modelos de negocio que contempla la central son: Básico (10 máquinas cargadas con productos, requiere cuatro horas de trabajo semanal y cubre un área máxima de 25.000 habitantes, con un desembolso de 6.000 euros + IVA); Home (20 máquinas, seis horas, 50.000 habitantes, 12.000 euros + IVA); Silver (40 máquinas, 15 horas, 100.000 habitantes, 22.000 euros + IVA).

Lavanda Laundry: calidad profesional y cercana

Con un cuarto de siglo de experiencia en el segmento de la lavandería industrial, geriátrica y hospitalaria, la central enarbola este bagaje como uno de los principales factores competitivos de la franquicia.

“Lo cierto es que hemos desarrollado un sistema de lavado revolucionario en el mercado, ya que permite acercar al usuario una calidad profesional, pero con el acabado de un lavado hecho a mano”, explica.

En cuanto al potencial franquiciado, no existe un perfil tipo. “Seleccionamos a personas que puedan dedicar una o dos horas al día a un negocio que puede controlar, desde cualquier lugar, a través de nuestro sistema de seguridad y domótica”. El soporte al asociado es integral y abarca todas las etapas del proceso, como se refleja en su web. “Cada municipio, por ejemplo, posee su propia normativa, de ahí que resulte fundamental informarse sobre los trámites necesarios, salida de vapores o vertidos”.

Ya en el plano financiero, la compañía, que mantiene acuerdos financieros con el Grupo Cajamar, recomienda afrontar, con recursos propios, entre el 25 y el 50% de una inversión que se recupera en dos años. La facturación, por último, se sitúa en unos 48.000 euros durante el primer ejercicio de actividad.

Fresh: un conocimiento de mercado exhaustivo

Desde la central empiezan por subrayar las ventajas competitivas de la franquicia. “Elaboramos el mejor estudio de mercado con los mejores rendimientos, además de cuidar la imagen, el servicio y el beneficio de un asociado que, intentamos, la gestión diaria le ocupe el menor tiempo posible".

Para ello, "uno de los compromisos es dotar de autonomía funcional a las lavanderías”. A todo esto, Fresh Laundry suma el hecho de estar trabajando en un nuevo producto “para ser únicos”, sin aportar más detalles sobre el proyecto.

El perfil más común de franquiciado es el de un pequeño inversor que busca una fuente de ingresos “complementaria y segura”, explican. “Nuestro apoyo se materializa en acciones formativas, asesoramiento en publicidad y planes de cómo aumentar su productividad, entre otras iniciativas”.

La central, que mantiene un acuerdo con el Banco Santander para facilitar el acceso a la financiación, recomienda que el 50% de la inversión provenga de recursos propios. “La facturación prevista el primer año abarca una horquilla de 35.000 a 40.000 euros, con un plazo medio de retorno del desembolso en sus nuevas unidades que va de los tres a los cuatro años”, especifica.

Redyser: innovación y calidad en red

Iniciamos el retrato de esta franquicia de transporte urgente con sus parámetros económicos. “La facturación prevista el primer año para una agencia franquiciada ronda los 255.000 euros, mientras el plazo medio de retorno de la inversión se sitúa en ocho meses”, concretan desde la central.

En cuanto a la inversión inicial, esta varía en función de los medios con los que cuente el candidato. “No obstante, y en el escenario más adverso, no superará los 40.000 euros, con todas las partidas incluidas”.

Como valores competitivos, “el precio, un servicio con propuestas de valor y de calidad, además de la cercanía al cliente”. La central busca a emprendedores con elevado potencial comercial, que darán salida a una oferta que engloba servicios de transporte nacional e internacional, embalaje, logística y gestión documental, según enumeran en la web. ”Nosotros les formamos de manera continua, al margen de implementar acciones de marketing y apoyarles en el ámbito comercial”, añaden.

Una vez integrado en la red, el asociado se beneficia de una “red de arrastre propia, de un programa informático exclusivo, de la centralización de compras y de unas tarifas competitivas”.

Mail Boxes ETC: al servicio del cliente... y del asociado
Mailboxes Etc.

Desde la compañía se definen como un centro de servicios que cubre las necesidades de empresas y particulares. “Nuestro punto fuerte son los envíos nacionales e internacionales, aunque también somos muy competitivos en el diseño gráfico e impresión, en materiales de oficina o en el alquiler de buzones privados”.

Sobre la base de este negocio, la franquicia busca a emprendedores con perfil comercial y vocación de servicio, a quienes acercan diversas alternativas de financiación, “con condiciones exclusivas, gracias a acuerdos con los principales bancos”, destacan.

“El renting consiste en un desembolso inicial a partir de 6.000 euros y una cuota de 1.193 euros durante 60 meses, mientras la financiación estándar supone aportar 30.000 euros en recursos propios”.

La central, que no facilita datos como la facturación prevista o el plazo en el que se amortiza la inversión, presta un respaldo operativo desde el inicio, con un curso de formación, que se complementa con sesiones comerciales en cada zona o seminario.

“Realizamos también visitas in situ al establecimiento, estudiamos su situación, se definen estrategias, se solucionan problemas operativos y se imparte formación personalizada”.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Franquicias