Claves para elegir la ubicación de tu negocio

Te mostramos los aspectos que debes tener en cuenta a la hora de decidir ese sitio en el que vas a abrir tu local franquiciado.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Hoja de ruta

Si quieres emprender en franquicia deberas tener en cuenta la ubicación de tu local, un factor que, si lo descuidas, puede liquidar tu proyecto a las primeras de cambio.

En este sentido, es recomendable la lectura de Abre una tienda o franquicia (Profit Editorial, 2016), donde Juan Luis Miravet relata, en primera persona, cómo tuvo que cerrar su tienda de yogures helados, apenas un año después de levantar la persiana, en el centro de Barcelona, una zona, en apariencia, ideal para triunfar.

Confiesa sin embargo Miravet que su principal fallo fue equivocarse al elegir el local. “Lo tengo clarísimo. Y fue un error que, una vez cometido, fue imposible corregir y que me condujo inexorablemente al cierre”.

Con estos precedentes, te mostramos algunos consejos -muy prácticos- a la hora de tomar esta decisión, de la mano de Luis Falcón, CEO de InAtlas, empresa de Big Data creadora de InAtlas Places.

Asimismo, TC Group Solutions, ha elabarorado el informe  Big Data sobre el comportamiento del consumidor, mostrando qué calles son las más -y menos- transitadas.  Esto ayuda al franquiciado a saber donde posicionarse y a evitar discusiones con la central en este ámbito. Aunque también tenemos que tener en cuenta que el 63% de los clientes que entra a una tienda se va con las manos vacías, según informa el organismo.

Dónde no ubicar tu local

Antes de poner en marcha tu actividad, debes conocer qué lugares no son idoneos para situar tu establecimiento. 

Aquí no. Falcón es tajante: huye de las plazas. “Salvo que se trate de una cafetería o un centro de ocio infantil a pie de calle, una plaza es un espacio de relajamiento y tranquilidad, no para ir de compras”. Tampoco recomienda estar en vías con 4 carriles al tráfico, no pensado para peatones. 

También hay que tener presente la visibilidad del lugar. Deberas tener algunos conocimientos sobre iluminación, no te alarmes, para esto no hace falta que estudies fotografía o ramas similares, simplemente tendrás que tener en cuenta que no dé el reflejo del sol en tu escaparate. Esto ocultará los objetos que hayas puesto en tu mostrador durante un periodo de tiempo.

Continuando con la visibilidad, cuidado con establecerse en zonas próximas a contenedores de basura. En primer lugar, porque estos recipientes suelen desprender olores desagradables que espantarán a tu clientela y, en segunda instancia, restan visibilidad al local.

Dónde sí ubicar tu local

Ahora sí, te mostramos los espacios más recomendables para establecer tu franquicia:

Aquí sí. Las aceras han de tener, como mínimo, 2,5 metros de ancho, de modo que permitan el paseo relajado de los potenciales clientes. Y opta por las de la derecha. “En los coches suele ser el copiloto quien contempla el recorrido y lo hace, generalmente, en su margen. Por este motivo, un emplazamiento muy interesante es la coincidencia con un semáforo”, subraya Falcón.

Otra buena idea es aproximarse a las paradas de metro, de autobuses y a los denominados centros ancla. “Estos últimos son aquellos puntos o edificios que atraen, por su actividad, el flujo de mucha gente, como hospitales, edificios de la Administración y mercados”. 

Dependeiendo del tipo de sector, nuestra enseña encajará mejor en un lugar que en otro. Por ejemplo, una tienda de alimentación canina o un vetenirario es recomendable situarlo cerca de los parques y zonas de mucho tránsito de mascotas. Del mismo modo, las franquicias de chucherías se deben ubicar cerca de los colegios.

Para concluir con este aparatado, otra apuesta segura son los centros comerciales, con grandes oportunidades para sectores de la moda y restauración. Aunque las principales calles de las grandes ciudades continúan atrayendo clientes, los centros comerciales concentran un gran número de personas por sus pasillos.

Más directrices que debes saber

A continuación te mostramos más aspectos interesantes sobre la ubicación de tu establecimiento:

Cada recoveco, cada metro cuadrado. Exploralos con detenimiento, cualquier mínimo elemento ha de estar en su sitio. “Repasa todo de arriba abajo”, insiste Francisco Gómez, especialista en la expansión de redes comerciales y fundador de Iberetail. “Cuando decimos todo, nos referimos a la fachada, la altura, los suelos, acceso a los servicios, acometidas para las instalaciones, muros de carga, desniveles, distribución interior, profundidad del local y, por supuesto, la superficie”.

Si crees que somos quisquillosos en exceso con este apartado, reforzamos nuestro argumento con la cláusula contractual de ‘cuerpo cierto’. Conforme a este término un tanto esotérico, al arrendar un inmueble asumes que lo has inspeccionado y consideras que es óptimo, de manera que pierdes la opción de reclamar ante la aparición de defectos ocultos, como humedades.

Cuidado con el envoltorio. Sí, muy bonitos -por lo general-, pero cuidado con los centros históricos y con los edificios protegidos. De nuevo, Miravet y su negocio fallido son un ejemplo gráfico. Debido a su ubicación en un edificio histórico catalogado, le exigieron retirar los focos exteriores que iluminaban, de noche, los rótulos del local, además de obligarle a colocar puertas en el local, cuando en el proyecto inicial sólo había contemplado la colocación de persianas automáticas exteriores.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Franquicias