Cuatro estrategias para vender más en Instagram

O cómo aprovechar la función de Instagram Shopping para vender a los 800 millones de usuarios de la red de moda

Close up teenage girl friends using cell phones
Hero ImagesGetty Images

Es la red con más opciones para vender directamente a los consumidores. Y hablamos de una red de 800 millones en el mundo y 13 en España. La firma Trusted Shops nos dice cómo podemos aprovecharla al máximo como ecommerce.

Trabaja tu presencia visual

“Instagram es, sin lugar a duda, la red social más visual del mercado, por lo tanto, la imagen es lo que cuenta. Hazte con un buen equipo de diseño que establezca una estrategia para atraer a los usuarios (y compradores) hacia tu mensaje (y tu producto)”.

Sé original y no copies a nadie

“Si de algo están hastiados los usuarios es de cuentas iguales a otras. Por ejemplo, si eres un pequeño ecommerce de calzado deportivo, no intentes copiar lo que hacen las grandes marcas porque difícilmente conseguirás éxito. Busca tu hueco, hazte diferente y aplica la imaginación a tu negocio, y también a tu perfil de Instagram business”.

Diseña un plan de acción

“Es muy importante establecer una estrategia previa antes de comenzar a dinamizar tu cuenta de Instagram business. Sobre todo, debes darle importancia y si decides vender a través de la red social, es importante equipararlo a la venta a través de tu página web. Es por eso por lo que si has establecido una estrategia de venta para tu ecommerce tradicional también debes hacerlo para Instagram. Ten en cuenta que vas a competir con millones de profesionales y de usuarios acostumbrados a ver lo mejor de cada sector por lo que es aconsejable elaborar un plan de contenido, preparar los hashtags y asegurar una imagen uniforme.
Por supuesto, el uso de stories también merece un plan exhaustivo. Cuando una cuenta echa a andar, se debe utilizar para responder preguntas o anunciar nuevos productos o servicios. En el momento que la cuenta pasa de los 10.000 seguidores, ya se pueden añadir enlaces a las historias que lleven al usuario a la página de venta de cierto producto”.

Trabaja la confianza

“Instagram no es un ecommerce, pero los usuarios deben exigir la misma seguridad en su compra que si lo hacen a través de una web convencional y es tu obligación como vendedor proporcionársela. Teniendo en cuenta que desgraciadamente hay cuentas falsas en la red social que intentan estafar a los usuarios, son muchos los que desconfían de comprar a través de Instagram. Además de establecer todos los parámetros de seguridad necesarios, debes parecer y demostrar que eres seguro. En este punto, lo aconsejable es mostrar el día a día, ser cercano y que el usuario vea la persona o personas que están detrás de la cuenta”.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Gestión