Los critrerios que deciden

Aunque son malos tiempos para acceder a la financiación de bancos y cajas, aún quedan productos financieros a los que puedes optar cómo autónomo y pyme. Toma nota de algunas ofertas y de unos consejos útiles para una negociación exitosa.

Según la Encuesta sobre Préstamos Financieros del Banco de España, algunos de los criterios de aprobación que priman en las entidades financieras y que por tanto te interesa cuidar especialmente a la hora de presentar tu propuesta son:

Si eres autónomo: valorarán quién pide el dinero, hasta qué punto conoce el negocio y de qué manera estás dispuesto a comprometerte. Según Josep Bertrán, profesor de Finanzas de EAE, “el emprendedor tiene que arriesgar su propio dinero en el negocio. Si ven que apuestas tu patrimonio, es más fácil que crean en el proyecto”.

Si eres una empresa en funcionamiento:miran mucho el sector al que pertenece, la viabilidad que hayas demostrado hasta ese momento o, en palabras de Raúl Mínguez, “cómo has afrontado situaciones similares de crisis de liquidez, de qué manera eres capaz de reestructurar la deuda…”.

Si eres una empresa que va a arrancar:analizan el plan de negocio donde se refleje qué vas a hacer, quién lo va a hacer, a quién se lo va a vender, cuánto dinero necesita y cuál va a ser su cash flow (flujo circulante). Este plan debe ser lo más realista posible. En general, tienen más posibilidades las solicitudes que no impliquen grandes cantidades o un fuerte endeudamiento, mejor a corto plazo que a largo, con buenas garantías (mobiliarias, inmobiliarias, avales), en las que no quepa duda de la capacidad para la devolución.

INFORMACION NECESARIA

Al acudir al banco, conviene llevar la siguiente documentación:

► Una carta petición, con indicación del destino del crédito, su importe y plazo.

► Si es una empresa de nueva creación, el plan de empresa con los números muy bien hechos y muy realistas.

► Si es una empresa en funcionamiento, cuentas anuales y, en su caso, auditadas. Lo ideal es un balance de pérdidas y ganancias de los últimos años donde se vea la evolución del negocio.

► Relación de clientes más importantes y contratos de suministros. Y en su caso información sobre socios estratégicos.

► Proyección del negocio a 12 meses vista, mínimo.

► Todo lo que demuestre que realmente se está al día en el pago de tasas e impuestos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Gestión