La financiación que aporta valor en cada momento

En un nuevo acto de colaboración entre Enisa y la Revista Emprendedores, 5 representantes de otras tantas compañías discutieron de forma distendida sobre los pros y los contras de esta vía de financiación a la que todos ellos habían recurrido, al menos, en dos ocasiones.

image
El encuentro se celebró en la sede de Enisa

Vosotros respondéis mucho a la filosofía de Enisa en el sentido de que queremos ayudar no sólo al nacimiento de empresas sino también acompañarlas en todo su recorrido de consolidación y crecimiento. Sabemos que tenemos un recorrido limitado, pero también sabemos que a partir de esas primeras fases que cubrimos, ya entran otros agentes”, se refirió a los invitados Bruno Fernández Scrimieri, consejero delegado del organismo público.

El encuentro, moderado por el director de la Revista Emprendedores, Alejandro Vesga, tuvo lugar el 25 de mayo en la sede de Enisa donde se había convocado a 5 empresas que compartían no sólo el carácter innovador sino también el hecho de haber recurrido en más de una ocasión a las distintas líneas de financiación de Enisa. Y como de lo que se trataba era de generar una charla distendida, surgieron sobre la marcha numerosos puntos de interés común a todos los emprendedores.

Emprender en momentos de crisis

Aunque las 5 compañías participantes habían superado ya el valle de la muerte (más de 3 años de vida), a excepción del laboratorio ojerpharma.com todas las demás nacieron en plena crisis económica. “En nuestro caso el Timing fue fundamental. El proyecto no habría volado sin la crisis”, reconoció Luis París, CEO de parclick.es , startup que ha digitalizado el sector de los aparcamientos. Coincidió Oriol Vila, CEO de la compañía eléctrica Clidom Energy (www.holaluz.com) en subrayar la importancia del timing a la hora de lanzar un producto o servicio “pero no siempre es tan evidente acertar. Hay cosas lanzadas hace años que empiezan hoy a funcionar”.

Pero si los momentos de crisis favorecen la irrupción de nuevas ideas y modelos de negocio, en la parte negativa no debe obviarse la dificultad de acceder a la financiación y aquí es donde los participantes elogiaron el papel determinante que jugó Enisa en sus orígenes con la Línea de Jóvenes Emprendedores. “Para arrancar es genial el apoyo de Enisa porque ni los bancos ni los inversores creen todavía en ti”, reconoció Oriol Vila. En otros casos compatibilizaron el préstamo de Enisa con la búsqueda de alianzas estratégicas como www.topdoctors.es, que cuenta con un socio industrial en Estados Unidos, según Alberto Porciani, o Laboratorios Ojer, acompañado por la Universidad de Navarra.

Las finanzas

Pero no todo es financiación. “Hay una frase referente a la tesorería que me encanta y es el que cashflow de la empresa es más importante que tu madre”, bromeó Luis París. La defensa sobre la necesidad de controlar el flujo de caja conforme a un Business Plan establecido fue unánime, no sólo como herramienta de ayuda para pensar en todas las áreas de la empresa sino también para afrontar imprevistos. “Yo tuve un profesor que me transmitió la idea de tener siempre en la cabeza 18 meses de caja y, aunque a veces no se cumpla, siempre está ahí”, dijo Carlos González, el director del laboratorio farmacéutico.

Sin embargo, no siempre las dificultades para controlar de cerca las finanzas de la empresa obedecen a la falta de pericia. La observación la hizo Enrique Samper, CEO de www.nimgenetics.com quien se mueve en el sector sanitario y trata con hospitales públicos. “A veces, trabajar con la Administración entorpece el emprendimiento porque paraliza los procesos cuando incumple los plazos de pago. Más en un sector de capital intensivo como en el que me muevo”.

Convivencia entre grandes y pequeños

Otro punto coincidente de las 5 empresas participantes era haber irrumpido en mercados donde ya operaban grandes players que imponían sus barreras monopolísticas. A este respecto se interesó Bruno Fernández por conocer su opinión sobre el futuro de la convivencia entre ambos modelos. “Yo lo tengo claro, renovarse o morir. Esto le va a pasar a todas”, aseveró Oriol Vila.

Ahora bien, si las startups surgidas seguirán operando como empresas de nicho y si, por el contrario, serán absorbidas por las grandes, es algo que, a juicio de Alberto Porciani, “deberían tener planificado de antemano las nuevas organizaciones” porque el enfoque varía. En este sentido abundó Porciani en el perfil del emprendedor actual conforme al cual “pocos piensan en montar una empresa para toda la vida y la de sus hijos. Los emprendedores de ahora ven una oportunidad, la desarrollan, la ejecutan y luego a otra cosa”.

Los equipos

Había subrayado también Oriol Vila al hablar de la crisis la oportunidad que ésta ha supuesto para la captación de talento “y esto es importante porque al final las empresas son las personas que la integran”. Compartieron todos la necesidad de configurar equipos multidisciplinares y rodearse de expertos en las distintas áreas empresariales, momento que aprovechó Enrique Samper para lanzar un llamamiento a la Administración para que active mecanismos como el de las stock options, similar al de los países anglosajones, que les permite atraer talento. Recogió Bruno Fernández el testigo y reconoció que “no podemos quedarnos atrás por un tema puramente regulatorio”.

La financiación

Se interesó finalmente Fernández Scrimieri por recabar la experiencia de los emprendedores financiados por Enisa. “Yo no le veo ningún pero. Mi opinión es que ya tarda en llegar la tercera”, se adelantó Oriol Vila. También Porciani valoró positivamente las ayudas partiendo de la base de que “el dinero más caro es con el que te vas a diluir, riesgo que aquí no se corre". Samper, por su parte, valoró la contribución de los préstamos de Enisa para dilatar el salto entre una ronda y otra de financiación mientras que Carlos González elogió el papel de la entidad en el sentido de que “te permite solicitar rondas de financiación y no te exige tanto con una financiación pública”.

Sugerencias

Tal vez abrumado por tanto loa, insistió Bruno Fernández a los participantes para que aportasen alguna crítica constructiva. Estas fueron algunas de las sugerencias de mejora:

-Segmentar por sectores y tener en cuenta los activos intangibles, propuso Carlos González considerando que para empresas de determinados sectores, como el sanitario o el bio, con largos periodos de maduración, las ayudas pueden quedarse cortas.

-Firmar el préstamo en cualquier comunidad autónoma, dijo Oriol Vila. Hasta ahora los solicitantes deben desplazarse a Madrid para realizar trámites y ejecutar la firma.

-Reducir el ratio de fondos propios para la financiación, apuntó Samper.

De todas tomó nota Bruno Fernández empeñado en que se reconozca a Enisa como “la entidad pública de referencia en el apoyo al emprendimiento.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Gestión