¿Cuándo te interesa buscar financiación alternativa para tu idea de negocio?

Dependiendo de la urgencia por conseguir el dinero y del proyecto empresarial, te puede interesar acudir a una u otra vía alternativa de financiación.

El empuje de la tecnología está detrás de nuevas formas de financiación para las empresas. Estas ayudan, también, a solucionar los dos problemas fundamentales que, en opinión de Novicap, padecen las pymes nacionales a la hora de obtener financiación: la falta de crédito-denegado en el 70% de los casos- y la excesiva bancarización de nuestro país. Según la prisa que tengas por conseguir el dinero, las necesidades de crédito y el modelo de empresa, te puede interesar acudir a una u otra vía de financiación alternativa. Estas serían, en opinión de Novicap, las recomendables:

Crowdfunding

En este caso, la financiación la reciben "proyectos de uno o varios particulares y empresas incipientes". En muchas ocasiones se trata solamente de una propuesta de negocio, válida también para ganar feedback antes de lanzar un producto al mercado dado que suelen ser propuestas muy innovadoras. La financiación llega a través de una comunidad de personas a través de una aportación colectiva. Las donaciones se solicitan a cambio de una compensación, bien económica, bien de producto obteniendo la cantidad requerida en un plazo de entre 1 y 30 días. "Un ejemplo muy sonado en nuestro país, fue la financiación de la película de El Cosmonauta, el primer proyecto español en financiarse mediante crowdfunding, gracias a la ayuda de más de 5000 personas e instituciones de todo tipo", apuntan.

Crowdequity

Este tipo de financiación se dirige, normalmente, a un emprendedor particular, startups o empresa mediana. La inversión procede de inversores profesionales interesados en sectores o modelos de negocio concretos. A cambio, recibe una participación de la empresa en forma de acción. La media para reunir el dinero solicitado oscila, también aquí, entre 1 y 30 días. "Al ser una variación del crowdfunding podemos confundir ambas formas de financiación. Pero en esta ocasión, se apoyan proyectos para invertir en capital", aclaran. "Se suelen financiar mayoritariamente proyectos tecnológicos, como por ejemplo la empresa de drones Hemav que consiguió 450.000 euros en tan solo seis días”.

Crowdlending

Aquí se admiten proyectos de todo tipo, tanto empresariales como de particulares. La financiación, para la que existen, como en los casos anteriores, plataformas especializadas, procede de otras empresas y inversores privados. La compensación habitual es económica, a través de un tipo de interés fijo previamente pactado. Éste se devuelve obligatoriamente siguiendo un calendario de pagos.

El tiempo para conseguir la financiación varía, según Novicap, entre 3 días y 2 semanas, y es la vía en alza más recomendable para aquellas empresas "que puedan demostrar su solidez crediticia". Es decir, que se considera una fuente de financiación complementaria para empresas solventes. “Por ejemplo, se suele utilizar para la expansión del negocio, compra de maquinaria…

Invoice discounting

Esta fórmula la financiación se dirige a "empresas que necesitan adelantar el pago de sus clientes, algo que normalmente suele darse en pymes". Otras empresas o inversores particulares son los que aportan el dinero obteniendo por ello una contraprestación económica, "en forma de tipo de interés ya establecido y pactado".

Aquí, la obtención del capital se agiliza reduciendo los plazos a entre 24 y 72 horas. De esta manera, se convierte en la vía más rápida, en opinión de Novicap. "Al traducirlo, nos encontramos con el descuento de facturas y/o pagarés. Para hacernos una idea, es lo que ya conocemos como factoring, pero ahora potenciado por la tecnología y enfocado meramente al usuario", aseguran.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Finanzas