Cómo responder a un compañero que te critica

Lo primero: no hay que dejarse atrapar en intentar robarse la palabra el uno al otro de forma brusca.

Se deben buscar formas más sutiles, como quedarse callado para dejar constancia de que nos molesta o hacerle una pregunta que sólo puedes responder tú, para obligarle a que se quede callado un momento.

Es una técnica que funciona muy bien en estas situaciones y que consiste en obligar a la persona que nos está interrumpiendo a que en lugar de decir lo que piensa, tenga que pensar qué es lo que va a decir a continuación. Eso lo conseguimos obligándole a utilizar el cerebro en otra dirección. Por ejemplo, me gustaría saber los motivos que te impulsan a decir eso... y ahí introduces tu argumentación. Nosotros lo llamamos El pie en la puerta. Meter rápidamente el mensaje que quieres dar, manteniendo siempre la calma.

Para redondear la acción, si hay más gente delante, interrumpe tu contacto visual con la persona a la que quieres acallar, y dirígete a los demás. Eso cambia el contexto de la interacción.

James McGrath, experto en gestión empresarial, y autor del bestseller El pequeño libro de las grandes preguntas del management (Alienta Editorial, 2015) recomienda seguir estos diez sencillos pasos para aprender a llevar mejor las críticas negativas, pero, sobre todo, para entender cómo sacarles partido:

1. "Si la crítica va a ser recibida después de la observación de un acto específico, identifica de antemano el criterio que el evaluador va a utilizar para juzgar tu actuación. Si no hay ningún criterio, piensa en el criterio que tú utilizarías. Ten presentes estos criterios cuando te prepares para la evaluación", recomienda.

2. "Insiste en que la crítica te sea ofrecida en privado y con el tiempo suficiente", destaca.

3. "Recuerda que la persona que te evalúa no te critica a ti, sino a tus acciones. Tus acciones no son tú, de modo que no te tomes personalmente nada de lo que te dicen", aconseja.

4. "Desconecta tu aspecto competitivo y no digas nada. No pienses en lo que vas a decir cuando la persona acabe de hablar. Simplemente escucha lo que te dicen", propone.

5. "No discutas con tu evaluador ni trates de justificar tus acciones", añade.

6. "No te dejes llevar por las emociones, ni tampoco hagas una llamada emocional al evaluador para que entienda la situación en la que te encontrabas", apunta.

7. "No intentes cambiar de tema ni acusar a otros de las acciones por las que te están criticando", advierte.

8. "No desprecies lo que te dicen porque creas que el evaluador te tiene manía o quiere hundirte", apunta.

9. "Haz preguntas sobre cualquier punto de la crítica que no te haya quedado claro", comenta a continuación.

10. "Si es posible, intenta no pensar en la crítica durante las primeras 24 horas. Luego siéntate y revisa todo lo que se te ha dicho", concluye.

Con carácter general es importante, destaca McGrath, "dejar las emociones fuera de tu análisis. Identifica los puntos clave que te ha transmitido y piensa cómo habrías podido tratar cada uno de estos temas de forma distinta".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Gestión