NFT: virtualiza tus productos para monetizarlos en el metaverso

Laagam, una marca de moda, nos cuenta por qué crear parte de su colección con formatos NFT (non fungible token)

NFT

Gucci, Louis Vuitton, Balenciaga, Zara, Adidas… son algunas de las grandes marcas que han lanzado ya prendas virtuales. Algunas, cobrando por ellas para que sus propietarios puedan lucirlas en avatares digitales. Un negocio que puede tener mucho futuro, aunque todavía es muy incipiente.

También pymes como Laagam entran en ese universo, en su caso, regalando a sus clientas moda virtual: un NFT. “No les vamos a regalar bitcoins de Laagam, sino que les vamos a regalar un activo digital. Este activo digital se compone de 4 piezas: un wearable o un outfit de Laagam para que tu avatar en el metaverso, igual que tú, también vista de Laagam«, explica Diego Arroyo, CEO de Laagam.

Eso por un lado. «El NFT también incluye un filtro exclusivo de Instagram para que nuestras clientas puedan hacerse selfies y fotos con esa misma prenda. El filtro pone sobre su imagen la prenda. El tercer punto es un pase digital, que les permitirá acceder a los eventos que haga Laagam en offline. Hacemos fiestas, eventos y también encuentros con el público de nuestro podcast, que es el más escuchado en habla hispana. El cuarto componente es un digital art, hemos digitalizado la prenda con una artista digital y hemos hecho una animación de arte digital”, continúa.

De locos, ¿no? Que se lo pregunten a Anna Carreras, una artista digital que ha vendido miles de obras de arte hechas con código, por miles de euros. 

NFT como estrategia de marketing

La idea de Laagam es una acción de marketing con mucha vista. “Laagam tiene como misión inspirar a las mujeres. Todo lo que hacemos es siempre buscando esa inspiración y gran parte de inspirar a las mujeres creemos que es darles acceso a cosas nuevas. Por eso hacemos un podcast. Y por eso hemos creado los NFT. Creemos que en 5 años los activos digitales van a tener mucho sentido porque cada vez nuestra vida es más digital. Se está hablando mucho de cripto, de web 3.0, nosotros como marca queremos que nuestras clientas al menos experimenten con este mundo y puedan descubrirlo de la mano de nuestra marca. Por eso es gratis. No buscamos monetizar”, comenta Arroyo.

“Es como si le regaláramos un vestido. Luego si este activo lo quieren vender dentro de dos años lo pueden vender. Imagínate que nos ponemos de moda en el metaverso y que todo el mundo quiere que su avatar vaya de Laagam porque los outfits que hemos hecho para el metaverso molan muchísimo, pues algo que quizás les hemos regalado hoy, dentro de diez años vale 100 euros, o 500 euros. Ellas al final son las propietarias de ese activo digital y pueden hacer lo que quieran con él», continúa su CEO.

Y añade: «O imagínate que empezamos a hacer fiestas o proyectos online muy cools y la única manera de acceder es si tienes el NFT, pues la gente dice, voy a comprar el NFT de Laagam porque quiero acceder a todos los eventos que está haciendo”.

El objetivo es fidelizar y posicionarnos como una marca moderna. Posicionarnos como una marca que aporta valor y que no chirríe cuando dentro de cinco años tengamos una tienda en el metaverso. Creo que para estar en el mundo NFT no hay que ser oportunistas, no hay que entrar cuando todo el mundo esté ahí. Hay que plantearse quién es tu cliente, cómo va a entender eso y si lo va a comprar y pagar por ello».

«Nuestra clientela es una mujer fashion, de entre 20 y 35 años, pero está muy verde a nivel de conocimiento de NFT. Tenemos que hacer un proceso educativo sobre esto y quizás en tres o cuatro años acabemos vendiéndoles moda digital y tengamos una nueva línea de negocio. Es una apuesta muy a largo plazo que quizás luego nunca suceda, pero esa es un poco la lógica”, comenta Diego Arroyo.

Puedes leer más sobre el metaverso aquí: ¿Qué negocios van a ser rentables en el metaverso?