Las empresas que hay detrás de las vacunas contra el coronavirus

En los próximos días, las vacunas contra el coronavirus comenzarán a utilizarse en algunos países. Estas son sus historias y sus últimos resultados empresariales.

Las empresas que hay detrás de las vacunas contra el coronavirus

El mundo entero se ha paralizado por completo a raíz de la llegada del coronavirus y las vacunas. La pandemia ha conllevado varios confinamientos domiciliarios, severas restricciones en la movilidad y el horario comercial, nuevas formas de trabajar desde casa, el cierre de miles de pequeños comercios… Tras el desastre de los últimos meses, parece que el final está más cerca. Varios laboratorios comenzarán a surtir de vacunas en los próximos meses, un aspecto fundamental para poder recuperar la vida que conocíamos antes.

En este sentido, Reino Unido será uno de los primeros países en suministrar las vacunas a su población. El país anglosajón ha aprobado la calidad de la vacuna del laboratorio Pfizer, y dispondrá de 800.000 dosis para comenzar a vacunar a los ancianos de las residencias y el personal sanitario. Los mismos grupos sociales también tendrán preferencia en España, aunque la llegada de las vacunas tendrá que esperar un poco más.

Tras la noticia, el laboratorio estadounidense Pfizer se ha convertido en el primero en conseguir aprobación para comercializar sus vacunas contra la covid-19. Fundada en Nueva York en 1849, debe su nombre a los químicos Charles Pfizer y Charles Erhart, originarios de Alemania. Los dos emprendedores comenzaron triunfando con un medicamento antiparasitario, aunque en sus más de 170 años de historia la compañía ha desarrollado otras fórmulas conocidas: penicilina en grandes cantidades durante la Segunda Guerra Mundial, Terramicina, Feldene, Viagra… Y, ahora, las vacunas contra el coronavirus.

«Si la pregunta es si podemos detener esta pandemia con esta vacuna, entonces mi respuesta es sí, porque creo que incluso la protección solo contra infecciones sintomáticas tendrá un efecto dramático», asegura Ugur Sahin, CEO de la compañía que ha desarrollado, junto con Pfizer, las primeras vacunas. Sin embargo, el directivo se muestra cauto a la hora de recuperar la vida normal. “Será un invierno difícil. Empeorará antes de mejorar y podríamos volver a la vida normal a mediados del próximo año», afirma.

Las otras vacunas contra el coronavirus

Sin embargo, también otros laboratorios se han puesto manos a la obra para fabricar millones de vacunas en todo el mundo. Es el caso de Moderna, que obtener el visto bueno de la Unión Europea el 12 de enero, y cuya dosis presenta una efectividad del 94%. Curiosamente, este laboratorio también tiene su sede en Estados Unidos, en el estado de Massachusetts.

En este caso, a diferencia de Pfizer, Moderna es un laboratorio que cuenta con apenas 10 años de historia. Su viabilidad económica ha llegado a estar en peligro en los últimos años, a causa del fracaso en sus ensayos con medicamentos para la cura de enfermedades raras. Tras dejar de lado esta disciplina de investigación y centrarse solo en vacunas de menor margen, Moderna ha cobrado un nuevo impulso en 2020, al ser uno de las compañías que ha conseguido desarrollar con éxito el medicamento capaz de frenar la pandemia.

Las vacunas de Moderna tienen especial importancia en España. Gracias a un acuerdo entre el laboratorio Rovi y la compañía, las dosis se fabricarán en Madrid. «Es un orgullo para la compañía ser parte de la solución a la pandemia», afirmaba Juan López-Belmonte Encina, consejero delegado del laboratorio, tras el anuncio del acuerdo.

Gestionar Cookies