Ideas Naranja, identidad y comunicación

Siempre han tenido las ideas muy claras: dar un servicio excelente a clientes excelentes. Para ello, se han centrado en la calidad del servicio y en una identidad de marca fuerte.

image
Anny Álvarez y Werner Tucek, socios fundadores de esta agencia sevillana, prevén cerrar este año con una facturación de entre 155.000 y 180.000 euros.

“Nacimos en 2003 en Sevilla con una explosiva mezcla de necesidad, talento, experiencia, visión y falta de recursos. Nuestros objetivos, a primera vista, divergentes, son: sobrevivir, ser ligeros y flexibles, crear una firma sólida, crecer, mantener la independencia, y además, disfrutar del trabajo y del tiempo libre necesario para ser creativos gracias a una nueva manera, más ágil, eficiente y sencilla de lograr un servicio excelente para clientes excelentes”, señala Anny Álvarez, socia fundadora –junto a Werner Tucek– de Ideas Naranja, empresa que ofrece soluciones a medida en las áreas de identidad corporativa (posicionamiento, conceptualización de producto, creación de marcas y logotipos) y comunicación multimedia (diseño gráfico, contenidos, música, foto-vídeo, web).

“Perfeccionistas por naturaleza, sabedores de que las ideas no son productos en serie, y contando con recursos limitados, la posibilidad de competir en precios quedó descartada desde el principio. Lo contrario podría haber colapsado el estudio con trabajos poco rentables”, sostiene Álvarez.

Todo controlado

Con esa claridad de ideas, nunca han dejado nada a la improvisación y desde el principio se han guiado por “una estructura ligera y flexible de creativos autónomos, donde el director creativo es también el coordinador del proyecto y el responsable del contacto con el cliente. Tenemos protocolos de trabajo claros y bien definidos para una gestión eficiente del tiempo del cliente y del equipo. También nos hemos centrado en el contacto directo entre el cliente y el director creativo, porque resulta más eficiente, ofrece un flujo de retroalimentación sin ruidos y mejores plazos en la capacidad de respuesta”.

Otras de sus máximas orientadas hacia la calidad del servicio son: puntualidad, confidencialidad, eficiencia, rigor, ahorro de tiempo y recursos que el cliente debe aportar al proyecto. “También hemos creado un selecto equipo creativo multidisciplinar, flexible y bien organizado, con gente capaz de asumir diferentes funciones y tareas integradas sin perder el hilo, sin asistente ni secretaria, gracias a una buena planificación y el uso de las nuevas tecnologías y soluciones de conectividad”.

Publicidad - Sigue leyendo debajo