Babyeco

Te presentamos el caso de seis emprendedores que nos hablan de este mercado y de las oportunidades que ofrece para el lanzamiento de nuevos servicios y productos.

Cuando un bebé nace, hay que comprarle un gran número de objetos, lo que supone un gasto importante para la economía familiar. Además, la mayoría de estos productos no le servirán más allá de un año, y guardarlos ocupa en muchos casos un gran espacio. Con la intención de solucionar estos dos problemas surgió Babyeco, una tienda madrileña especializada en la compraventa de productos seminuevos. Aunque lleva años funcionando, desde abril Blanca Garelly se ha hecho cargo del establecimiento con un objetivo claro: franquiciar el negocio.

“Creemos que cada ciudad española es potencial de un Baybeco, por lo que hemos elaborado un proyecto asequible y muy rentable”, asegura. Se trata de un concepto de negocio con un riesgo muy bajo, pues no hay compra de material, ni gastos de stock. Y aunque la crisis ha potenciado la cantidad de artículos a la venta, no es un negocio exclusivo en estos tiempos, ya que los productos no son sólo de segunda mano, sino seminuevos: “Esto nos ofrece clientela en cualquier ciclo económico”, señala Garelly.

Publicidad - Sigue leyendo debajo