los vigilantes de la multa offline...

¿Te imaginas a Mitch Buchannan, melenilla al viento, o a Casey Jean Parker (C.J. para los amigos), flotador también al viento, corriendo calle arriba, calle abajo, para garantizar que nadie te ponga una multa porque se te ha pasado reponer el papelito de la hora? Nosotros, no, pero los emprendedores detrás de Theticketangels.com, sí. Por 60 euros al mes, el dinero que te cuesta una multa por pasarte de la hora en Estados Unidos –es un negocio que ha nacido en Santa Mónica–, ellos te garantizan un servicio que te avisa a tu móvil o al telefonillo de tu casa cuando tu tique está a punto de caducar. Patrullan las calles vigilando que todos sus clientes –que ponen una pegatina en el retrovisor– no incumplen la legalidad horaria. De momento sólo prestan servicio a motoristas, pero tiempo al tiempo (vamos, si no cierran antes). Aquí no creemos que un negocio de este tipo funcione (incluso que sea legal...), pero no nos digas que no es curioso.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo