Cuatro ideas de negocio revolucionarias

Empresas sorprendentes que puedes importar aquí

image
Filograph

Pasaportes para obras de arte

Articheck es una aplicación pensada para galeristas, conservadores y museos que necesiten gestionar los envíos y/o préstamos de obras de arte. Dicen que bastan dos minutos para generar un informe de conservador profesional apto para clientes e instituciones. También ayuda a generar informes de estado de las obras sin necesidad de teclear nada y sin alejarse del lienzo así como compartir información con otras instituciones o usuarios invitados para colaborar en préstamos, proyectos y exposiciones itinerantes.

Holografía 3D en la vida cotidiana

VividQ es una start-up británica que permite adaptar pantallas holográficas a auriculares, gafas inteligentes y otros productos de electrónica de consumo. Fundada por investigadores de las universidades de Cambridge, Oxford y St Andrews, su software para hologramas quiere liderar una nueva revolución en la industria de visualización llevando su tecnología a personas de todo el mundo y convirtiendo este tipo de experiencias en un producto de consumo cotidiano.

Una cámara en el móvil para descifrar el movimiento de los labios

Liopa es algo así como el Siri de las personas mudas. Una aplicación capaz de leer el movimiento de los labios y transformar ese movimiento en palabra hablada. Se implementa en smartphones y basta con enviar abrir la aplicación, dejar que lea el movimiento de los labios y esperar a que ésta devuelva el mensaje de viva voz. Está pensada para ayudar a comunicarse a personas que han perdido la voz, pero pueden mover los labios (pacientes con traqueotomía) pero también tiene aplicaciones industriales: en tareas en las que hay una interacción entre hombres y máquinas resulta mucho más ágil dar instrucciones por voz y evita que los operarios quiten sus manos y su vista de las tareas realizadas. También para entornos industriales muy ruidosos donde esta lectura sea más confiable que el control de voz real.

Trajes personalizados online a precio fijo

Tecnología de realidad aumentada para crear trajes a medida por Internet. Es la diferenciación que se ha marcado la británica The Drop, que ofrece trajes personalizados para hombres, basados en las medidas y fotografías proporcionadas por los clientes. Sus usuarios pueden elegir un modelo entre los que figuran en la web, o subir él mismo el traje que desee junto con otras fotografías de su cuerpo (para que el sistema le tome medidas). El precio de los trajes es siempre el mismo: 299 libras si es de dos piezas y 399 libras si incluye chaleco, independientemente del modelo escogido.

Publicidad - Sigue leyendo debajo