Así se prepara la hostelería para afrontar el futuro tras el coronavirus

Tendencias, cambios de consumo y herramientas para mejorar la cuenta de resultados de un sector especialmente castigado por esta crisis

Dinner with friends. Group of young people enjoying dinner together. Dining Wine Cheers Party thanksgiving Concept
pondsaksit

El sector de la hostelería y el turismo cambiarán para siempre tras el coronavirus, según las conclusiones de Eva Ballarín, speaker, profesora y experta independiente en tendencias horeca y Marianela Olivares, CEO de Linkers, que han compartido en el programa Live Horeca Lab, de Hosteleo, su visión acerca de lo que vendrá después de estas semanas de “encierro global”.

Estos son los cambios en los usos, tendencias y herramientas que ayudarán a la hostelería a superar esta crisis.

Clientes más exigentes. Este impacto de la crisis va a generar clientes mucho más exigentes, con una mayor sensibilidad a la seguridad alimentaria, por eso hay que potenciar el factor de la confianza entre el cliente y el restaurador. Hemos pasado de ver con extrañeza en tele a países asiáticos llevar mascarilla, a que ahora sea algo normal y, de hecho, nos resulta raro si alguien no la lleva. Por eso, una vez que volvamos a la normalidad, la seguridad alimentaria será un factor a cuidar en los negocios, y será puesto en valor por los clientes.

Sostenibilidad y respeto al medio ambiente. Hay que seguir la línea que se estaba fomentando de la sostenibilidad y respeto al medio ambiente a través de nuestro negocio. Debemos incorporar este valor de reputación a nuestro negocio porque el sentimiento de protección hacia lo que nos rodea va tomar todavía más sentido, una vez hemos visto el valor de poder hacerlo.

Trabajar la confianza con el cliente. Es importante no perder el contacto con nuestros clientes en este momento, tiene que seguir viva la llama que nos une a ellos, para que vuelva cuando podamos reabrir el restaurante. La empatía que el cliente sienta hacia nosotros y nosotros hacia él es un vínculo cada vez más necesario para la fidelidad de nuestra clientela.

Adaptarnos a sus nuevas necesidades. La apertura será un momento complicado para todos, también para los clientes, que tendrán dificultades personales y laborales. Por eso, pensemos en adaptarnos a nuevos tipos de clientes.Por ejemplo, las personas jubiladas van a mantener su mismo estatus económico, y para poder llegar a ellos deberemos ajustar nuestra carta y optimizar nuestra propuesta gastronómica.

Poner el foco en el escandallo. Aprovechemos este tiempo para actualizar nuestros escandallos, ver nuestra propuesta gastronómica, y analizar más si cabe nuestra carta a la rentabilidad de negocio. Cambiemos para ser más eficientes, y ahora es el momento de invertir ese tiempo que luego no tendremos.

No todos los negocios son para delivery y al revés. Pero seamos imaginativos, a lo mejor una parte de la carta sí que puede ser susceptible de ello; o incluso crear alguna marca secundaria para dar servicio deliverydesde nuestras cocinas. La rentabilidad será segura si utilizamos nuestra estructura del modelo tradicional de restauración y le añadimos este servicio.

Reabrir con la mirada puesta en la experiencia de otros. Para reabrir con éxito nuestro restaurante debemos apoyarnos en expertos en otros campos para que nos enriquezcan con su conocimiento y experiencia. Todo modelo de negocio necesita de especialistas que, desde fuera, doten de objetividad a la ilusión y cariño que le ponemos a nuestro restaurante.

Conservar la esencia de nuestro negocio. Si tenemos un negocio con alma, no cambiemos la esencia. Demos un paso más en mejorar los procedimientos, procesos y tareas de gestión, para darle fuerza y sostenibilidad a ese establecimiento que tiene algo especial como es su propia energía distintiva.

Las modas y tendencias vienen y van, evolucionan y cambian, pero el cliente siempre busca un lugar donde se transmita honestidad en la cocina, verdad en la sala y calidez en el espacio. Todo lo demás es gestión, conocimiento y anticipación; y la unión de todas ellas lleva al éxito independientemente del momento.

Reforzar la comunicación interna con nuestro equipo. Sobre todo para estos días, dotémosles de un canal de comunicación interna para realizar reuniones online y escuchar sus ideas para el desarrollo y crecimiento del negocio. Con el equipo unido saldremos con más fuerza.

This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
Publicidad - Sigue leyendo debajo