Valor añadido para los clubes de fútbol

Buscando alternativas de negocio para ofrecer a nuestros clientes, vimos que en el mundo del deporte, y en el fútbol, en particular.

image
De izda. a dcha., los hermanos Ventayol, Mateo y Luis.

Hay una amplia parcela de negocio pendiente de explotar al comprobar que las entidades deportivas y, especialmente, los clubes de fútbol obtienen ingresos a través de cuatro vías: contratos televisivos, derechos de imagen, venta de entradas y merchandising. Pero se olvidan que los propios jugadores, acompañados, en muchas ocasiones, por sus familiares y amigos, con un nivel económico elevado y con unas expectativas de inversiones mobiliarias e inmobiliarias, podían convertirse en clientes potenciales para la propia entidad”, explica Luis Ventayol, que junto a su hermano Mateo, dirigen Ventayol Abogados, especializada en asesoramiento a empresas y particulares.

Con esa idea, los hermanos Ventayol han diseñado un proyecto centrado en ofrecer a los clubes y a sus trabajadores-jugadores una serie de servicios, “que facilitarían no sólo la adaptación de dicho jugador a su nueva realidad socio-económica sino también que la propia entidad pueda, con la profesionalización de esos servicios, una nueva vía de ingresos que potencien, no sólo los valores morales y éticos que cada club desea plasmar en sus jugadores, socios y simpatizantes, sino también aquellos valores económicos derivados del aumento del valor de la marca fruto de la calidad y excelencia de esos servicios”.

Publicidad - Sigue leyendo debajo