La revolución de los negocios mediocres

Matt Rutledge, el fundador de Woot.com, que vendió a Amazon por 110 millones de dólares, reivindica una forma de hacer negocios: probar a ver qué pasa.

image
Matt Rutledge, fundador de Woot.com.

Si te preguntamos a qué emprendedor admiras más o a quién te querrías parecer, si a un tal Jeff Bezos o a un tal Matt Rutledge, tenemos claro que vas a citar al primero. Lo que queremos es asegurarnos de que si optas por el primero, no es porque desconozcas al segundo. Rutledge montó Woot.com, una comunidad de compradores de productos baratos que se inventó (sí, se inventó) el concepto de una única oferta al día. Desde entonces fueron surgiendo clones por todo el planeta (en España, Mequedouno.com, por ejemplo). El caso es que Rutledge vendió a Amazon, luego decidió que no le interesaba trabajar para ese gigante y ahora ha optado por recuperar la idea original de Woot: probar a ver qué pasa.

Así, acaba de lanzar Mediocre Laboratories, donde experimenta con ideas de negocio en comercio electrónico para ver si funcionan. ¿Por ejemplo? Meh.com. Recupera la idea del chollo diario, pero ofreciendo estadísticas a los compradores en tiempo real de cuántos clientes están comprando ese mismo producto, les hace preguntas indiscretas y utiliza el característico sentido del humor para el copy que hizo popular a Woot.

LAS IDEAS CON LAS QUE EXPERIMENTA

1. Proyecto Frisch. Ranking de ofertas en función de la calidad de las mismas.

2. Proyecto Libet. Sugerencias para eventos no condicionadas comercialmente.

3. Proyecto Jensen. ¿Qué hace un consumidor cuando le entregas 20 euros y le das a elegir entre que te regale algo o se quede el dinero?

Publicidad - Sigue leyendo debajo