Los orígenes del metaverso

Se sitúan en los “orígenes del metaverso” y hablan de un mercado totalmente virgen donde su papel sería el del visionario que ha sabido captar el potencial de una tecnología, la Realidad Virtual, para cualquier finalidad.

José Almansa (cofundador de Hub Madrid), Paula Almansa, Javier Herreros, Asier Arranz y Cristian Domínguez, los integrantes del equipo de Perception Hub, se unieron hace un año como laboratorio de investigación tecnológica. Impresión 3D, drones, realidad virtual/aumentada, human-computer interaction… “Trajimos todas aquellas tecnologías que ocupaban el Top10 en innovación tecnológica y trabajamos con ellas durante todo un año. La conclusión fue clara: La realidad virtual es el futuro”, aseveran.

Conscientes, pues, de por dónde irá el mercado, han decidido anticiparse y ofrecer sus servicios como productora de contenidos para realidad virtual aprovechable por cualquier empresa y producto, desde una pizzería hasta una firma de licores. “El vídeo 360º es de por sí una innovación en todos los aspectos. La realidad virtual abre un nuevo mercado de contenido audiovisual cuya producción, comercialización o distribución ha de ser llevada a cabo por pioneros. No hay nada inventado sobre esto, estamos creando desde cero”.

Formar a los clientes

Claro que introducir una tecnología joven en el mercado tiene sus inconvenientes. El principal de ellos “la comercialización de un producto que apenas el 2% de los clientes habituales conoce/comprende”. De manera que antes de empezar a vender se esfuerzan en formar al cliente y persuadirle de que el servicio que le ofrecen es útil y, sobre todo, rentable gracias al impacto de los mensajes 360. Conforme a esta premisa suelen conducirse detectando primero las posibilidades de la realidad virtual dentro de diferentes mercados, contactar con los responsables de las empresas por diferentes vías y llevar a cabo la labor de formación tecnológica y venta del producto.

La captación de talento

Junto a la formación, la captación de talento ha sido tarea también compleja. “No todo el mundo se lanza a formar parte de una empresa que tiene que ayudar a crear todo un nuevo sector, y menos si es una startup”, dicen. Pero lo cierto es que han sabido ganarse aliados al proyecto de la talla del BBVA y el entorno Impact Hub. El patrocinio del primero les ha ayudado a reunir parte de los 250.000 € invertidos hasta la fecha. No esperarán a abordar la internacionaliación porque su trayectoria incluye ya, gracias a sus vínculos originales con Silicon Valley, San Francisco, Los Ángeles y Miami, pero sí que reservan 2016 para los mercados latinoamericanos y asiáticos que también allí, seguro, llamará la atención el contraste entre la grandeza de la idea con la pobreza de la realidad.

http://www.perceptionhub.com/

Publicidad - Sigue leyendo debajo