Ideas innovadoras en sectores maduros

Emprendedores innovadores en el sector de la formación musical, el headhunting, la moda y las clínicas odontológicas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Tu casa es un local de ensayo

Una aplicación para la práctica musical se ha propuesto con un modelo de suscripción mensual convertir tu casa en un local de ensayo sin asustar a los vecinos.

Practice Your Music es un software para la práctica de instrumentos musicales que utiliza, como acompañamiento, grabaciones en vídeo de músicos reales y que funciona en navegadores web, como aplicación de Chrome y offline con Windows.

“Somos profesionales de la industria musical. Tenemos dos estudios de grabación, y teníamos una escuela de música moderna. Con el profesor, los chavales prestan mucha atención, pero luego hay que ir a casa a practicar y ahí llega la realidad: no te salen igual las cosas. Volvían a la semana siguiente sin haber avanzado y las clases se volvían tediosas. En su día creamos una casetes para estudiar en casa. A medida que la tecnología iba avanzando, surgió la idea de poder fabricar un software, que nace para ayudar a los estudiantes a la práctica musical en casa. Para que no practiquen solo y lo puedan hacer con el audio de músicos reales”, explica Aitor Alzibar, director general de la startup Practice Your Music.

Público localizado

Para el músico profesional, de momento tiene una utilidad limitada. En un futuro, habrá clases magistrales de músicos de primera línea que ayudarán a los diferentes músicos profesionales a poder extender sus conocimientos e incluso prevén llegar al mercado del entretenimiento mediante acuerdos con las grandes del sector. ”Ahora mismo nos dirigimos sólo a los estudiantes. ¿Por qué? Para empezar, porque están más localizados en una escuela, en un conservatorio, que a su vez está en asociaciones locales, que a su vez están en asociaciones europeas. Además, en la música clásica sí es cierto que existe un repertorio común, pero en otros estilos es complicado”.

Y todo esto con un modelo de suscripción mensual –aunque también ofrece la compra independiente de temas para practicar–. “Nos hemos encontrado a gente que nos decía: tienes que rentabilizar a los usuarios. ¿Cómo se rentabilizan 20.000 usuarios? Es muy fácil hablar. Se pueden rentabilizar ocho millones de usuarios, pero 20.000... Se hace pagando por un servicio. Siempre lo hemos tenido claro”, explica. “Y también, desde el primer momento, quiénes eran nuestros prescriptores: los profesores. Lo que no teníamos tan claro era cómo ofrecérselo a estos últimos”. Al principio plantearon un hardware, pero desistieron.

www.practiceyourmusic.com

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Headhunting de pilotos para Asia

El mercado aeronáutico está creciendo mucho en China. Están llegando aviones sin parar. Se están abriendo nuevas rutas sin parar: hay 330 millones de pasajeros y la mayoría son vuelos internos. Pero el país no está preparado para absorber todos esos aviones que llegan y todo ese mercado porque no hay quien ponga en vuelo esos aviones.

“Para formar a un comandante, desde que termina la escuela hasta que comienza a trabajar en una aerolínea volando como copiloto hasta que al final puede convertirse en comandante y tiene la responsabilidad de la aeronave, pasan muchos años. En China, ahora mismo están formando a los comandantes del mañana, pero no hay comandantes. Eso se traduce en muchas cosas: los sueldos están subiendo cada año, hay mucha necesidad de reclutar pilotos extranjeros con mucha experiencia y nuestra idea fue capitalizar esa necesidad y coger donde hay excedentes, en economías más maduras, como Europa y Norteamérica y Latinoamérica y traerlos a China”, explica José Luis Jiménez, cofundador de Pilot Movers.

“Como el proceso es largo y complicado, las agencias de reclutamiento al uso no sabían cómo formar bien para poder afrontar con garantías el proyecto de vida que supone dejar su país y venir a China con su familia y hacer la conversión de licencia. Lo que hicimos fue preparar a esos pilotos para tener unos ratios de aprobados altos, un 85%-90% frente al 15% de la competencia. Todo eso ha ido generando publicidad boca a oreja y nos ha convertido en la agencia de referencia para el piloto. Al final, como somos pilotos, hablamos el mismo idioma que ellos y ya son las propias aerolíneas las que nos llaman a para ver cómo pueden solucionar la falta de pilotos que tienen”, resume José Luis Jiménez, director de proyectos de Pilot Movers.

“Somos headhunters. Aunque los pilotos somos unos asalariados, por la particularidad de la maquinaria que llevamos, estamos en el entorno salarial y de responsabilidad a nivel de un mánager, de un cargo de responsabilidad dentro de una empresa. Lo que hacemos es buscar a gente complicada de encontrar, explicarles bien la naturaleza del trabajo y cómo conseguir las convalidaciones y los permisos necesarios para poder venir a trabajar a China. Y aquí se encuentran con trabajos remunerados hasta dos veces por encima de lo que se paga en Europa o Norteamérica. Hay diferencias culturales que hay que tener en cuenta y no todas las aerolíneas son idóneas para traer gente. Ese ha sido parte de nuestro secreto: no hemos buscado gente para colocar en cualquier aerolínea sin filtrar”.

www.pilotmovers.com 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Coworking dental

“El coworking es una forma de trabajo que permite a profesionales independientes compartir un mismo espacio de trabajo, tanto físico como virtual, para desarrollar sus proyectos profesionales de manera independiente, a la vez que fomentan proyectos conjuntos, ¿no?”, plantea Montserrat Morillo, odontóloga y perito judicial. ¿Por qué no aplicarlo al sector dental?

“Aplicado a esa actividad, permite que varios especialistas trabajen de forma autónoma e independiente en la misma clínica y compartan tanto el gabinete o consulta en la que tratar a sus pacientes, como sus equipamientos e incluso sus oficinas. Para el profesional odontólogo, el centro sanitario resulta lo más costoso por la inversión material e inmaterial. En este caso, esa parte se realiza íntegramente por la clínica”, afirma Morillo.

Razón número uno por la que creemos que este modelo de coworking va a funcionar: “Los odontólogos se encuentran con un sector sobresaturado de profesionales y en el que la competencia ha entrado en la guerra de precios y no en dar mayor calidad a los tratamientos y servicios. El exceso de profesionales apenas permite oportunidades laborales por cuenta ajena en condiciones dignas. Los nuevos licenciados (1.533 este último año) no son absorbidos por el mercado”, asegura Morillo.

Razón número dos: “Si el odontólogo entra en una franquicia, normalmente se trabaja a porcentaje sobre la facturación o producción del doctor. Se manejan porcentajes desde el 18% al 24%, lo que configura una remuneración muy baja y un sentimiento de explotación para el profesional, con el consiguiente descontento y rotación de profesionales”.

Razón número tres: Si entra a trabajar para una aseguradora, ver, a grandes rasgos, razón número dos...

“El odontólogo puede con el modelo de Navegalia actuar de forma totalmente independiente y fijar sus propias reglas, trabajar con los proveedores que decida, enviar los trabajos a los técnicos de laboratorio que desee, seleccionar sus materiales e instrumental e incluso su propio equipo profesional auxiliar si lo necesitan”, propone. Y todo ello sin incurrir en los gastos fijos que conlleva abrir una consulta propia. De momento, arranca en Sevilla con un espacio de tres gabinetes y un quirófano dental. Si funciona, ampliarán instalaciones. Y luego ya se verá.

www.navegaliadental.com

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Moda reciclada... de verdad

Diseño sostenible y rentabilidad eran hasta ahora, y al mismo tiempo, términos antitéticos en el mundo de la moda y los negocios. Hasta ahora.

Es una cuestión de estrategia. Puedes ser sólo una marca de complementos a partir de tejidos reciclados y quedarte ahí. Puedes arrancar con una planificación ambiciosa de apertura de tiendas en medio mundo basada en un concepto más que en un producto y dedicarte a un negocio que tiene más que ver con una inmobiliaria.

Y puedes también renunciar a tu idea inicial de producto sostenible y de calidad fabricando más barato y ganando más dinero, más pronto. Puedes hacer todo eso o puedes hacer lo que está haciendo Ecoalf, que es justo lo contrario. ¿Cuál es la diferencia? Es la diferencia entre tener negocio o no tenerlo.

Porque, atención, pregunta, ¿cómo se gana más dinero? A largo plazo, queremos decir. ¿Con una marca detrás de la que hay una línea de producto limitada, pero de calidad, sin tiendas, que apuesta por un modelo de distribución mayorista, o con una expansión ambiciosa de un concepto de negocio que renuncia a la calidad del producto? Si respondes A, has aprobado, puedes seguir leyendo otros artículos de nuestra web y saltarte este. Si respondes B, sigue leyendo.

Producto innovador, estrategia conservadora

¿Quién nos iba a decir que con los posos del café necesario para llenar 40 tazas, ese que se tira en un 7eleven cualquiera de Taiwán, íbamos a poder hacer un abrigo y que eso le iba a interesar a los consumidores? Porque eso es exactamente lo que hace Ecoalf, una marca madrileña de ropa sostenible a partir de plástico, neumáticos, redes de pesca y restos de café que se vende en 12 países, que diseña para Apple y que lleva en marcha sólo dos años.

Pero sigamos con el examen, ¿qué harías tú si te encontraras en esta situación? “Empezamos con una línea de producto básico (plumas y abrigos). Salían a un precio razonable para el nivel de calidad y para el posicionamiento de marca: diseño 100% sostenible a partir de productos 100% reciclados. Funcionó muy bien, se vendió muy bien, pero el feedback que recibimos fue: el producto es genial, como todo puede mejorar, el precio es bueno, pero en ocasiones sois los más baratos de la tienda y deberiáis cuidar esto”, recuerda José Múgica, CEO de la marca Ecoalf.

¿Sabes lo que hicieron ellos? “En lugar de sacarlo más caro, al año siguiente apostamos por  mantener la línea básica. Y también por sacar otra línea, con otros diseños, esta sí más sofisticada, y con más precio, de más moda y a otro público. Y el mercado respondió. Fue una decisión difícil para llevar tan poco tiempo”, resuelve. Pero bueno, es la diferencia entre tener negocio o no.

Ecoalf.com

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo