¿Qué tipo de negocios montaría hoy Leonardo da Vinci?

¿Sabías que el inventor de las memorias USB trabaja ahora en Big Data para tratar la diabetes? ¿O que buscando una cura para el Alzheimer una empresa ha encontrado una solución para recargar coches eléctricos?

Publicidad - Sigue leyendo debajo
El inventor de las memorias USB trabaja en Big Data para tratar la diabetes

Cofundada por Dov Moran, inventor de la memoria USB,  la empresa GlucoMe ha desarrollado un nuevo método para tratar la diabetes de una forma totalmente innovadora, permitiendo a los pacientes monitorear sus niveles de sangre y obtener datos que antes no eran posibles.

La información puede almacenarse en la nube y estar accesible a los médicos, que pueden crear tratamientos específicos a medida más eficaces para los diabéticos.

Uno de cada once adultos sufre de diabetes, una enfermedad metabólica en la que muestran altos niveles de sangre por prolongados periodos de tiempo. Sólo en Estados Unidos, había 29,1 millones de personas en 2012 diagnosticadas con diabetes, un 9,3% de la población, según la Asociación Americana de Diabetes. Esta enfermedad fue la séptima causa de muerte en los Estados Unidos en 2010, y se diagnostican cada año a unos 1,4 millones de diabéticos. Lo que ocurre en Estados Unidos es un reflejo del resto de países desarrollados. La enfermedad está avanzando, pero los servicios sanitarios de cada país cuentan con recursos limitados para atender a la creciente población de diabéticos, según explica el cofundador y director ejecutivo de GlucoMe, Yiftah Ben Aharon. Los diabéticos solo ven, de media, unos diez minutos a sus doctores en las consultas cada tres meses, de acuerdo con los datos de la propia compañía.

“Es necesario gestionar de alguna manera a los enfermos con diabetes y priorizar a los que necesiten más ayuda, de modo que los pacientes reciban el tratamiento adecuado. Desgraciadamente, es algo que no está ocurriendo con el modelo actual”, señala Ben Aharon.

Por este motivo se asoció con el emprendedor israelí Dov Moran en 2013 para lanzar GlucoMe y ayudar a atajar este creciente problema. La plataforma de la compañía utiliza un método inteligente de seguimiento de la glucosa, un lápiz que monitorea la insulina, una app móvil y un sistema de gestión basado en la nube para agilizar el tratamiento. “Queríamos construir una red de dispositivos de análisis conectados, de modo que pudiéramos acceder a los resultados digitalizados en ordenadores y en la nuble y analizar los datos”, explica Ben Aharon.

Ya existían en el mercado sistemas para monitorizar la glucosa, conectados con una base de datos, pero según asegura Ben Aharon, eran caros, y las compañías de seguros no acceden a pagar por equipos a precios elevados. También presentaban problemas de conectividad, ya que algunos dispositivos no eran compatibles con todas las plataformas móviles. La compañía, ubicada a las afueras de Tel Aviv, desarrollo un dispositivo muy básico, desechando todos los elementos que no fueran esenciales para su funcionamiento y mantener de este modo un coste bajo. El artefacto no tiene pantalla, ni botón de encendido, bluetooth, wifi o conectividad inalámbrica móvil. A cambio, el medido envía los datos recogidos al Smartphone del usuario a partir de un sistema patentado de sonidos. La filosofía es la de un dispositivo esencial y minimalista apoyado en una plataforma de análisis debig data para mejorar la calidad de vida de los diabéticos.

Buscando una cura para el Alzheimer encontraron una solución para recargar coches eléctricos

StoreDot ha diseñado una nueva batería para que los automóviles eléctricos puedan recargarse en tan sólo cinco minutos, frente a las media hora mínima necesaria en la actualidad.

Los cálculos de la compañía estiman que la autonomía de esta batería podrá alcanzar los 480 kilómetros, un recorrido que se acerca bastante a la autonomía que se obtiene con una carga de combustible fósil. Teniendo en cuenta que se logra con tan sólo cinco minutos enchufado, este avance podría inclinar para siempre la balanza en favor de los vehículos eléctricos. Según StoreDot, esta batería podría estar lista para su salida al mercado en tres años, tras una intensa fase de investigación y desarrollo. 

Otro de los aspectos a favor de esta nueva batería es su seguridad. Con su composición de materiales y la reducción de resistencia en sus celdas, se evitan posibles calentamientos; además no es inflamable. 

Este es el primer proyecto tangible para avanzar hacia la nueva generación de baterías que revolucionen la movilidad eléctrica del futuro. Se han realizado promesas similares por otras empresas en los últimos años, pero hasta la fecha, ninguna había ofrecido una demostración tangible de las capacidades de su innovación.

Entre sus primeros objetivos estuvo el desarrollo de una batería y sistema de carga para teléfonos móviles que permitiese recargar en cuestión de segundos. FlashBattery estará pronto en el mercado para smartphones, tras años de desarrollo, pero la firma con sede en Herzliya aplica la misma tecnología para cambiar el paradigma de los vehículos eléctricos, cuyo mercado está limitado por la lentitud en la carga de las baterías y su escasa autonomía. StoreDot promete con su tecnología una recarga de cinco minutos y un aumento sensible en el número de kilómetros de recorrido. 

Una de las curiosidades relacionadas con los productos de StoreDot, y específicamente sus baterías, es que el descubrimiento fue fruto de la casualidad. Los nanomateriales-un nanocristal bio-orgánico- que se utilizan como base fundamental de estas baterías se descubrieron en investigaciones sobre el Alzheimer que se estaban realizando por un equipo científico en la Universidad de Tel Aviv tratando de aislar el comportamiento de los péptidos.

Carreteras que cargan las baterías de los coches eléctricos

ElectRoad ha desarrollado una tecnología capaz de recargar los vehículos eléctricos mientras están transitando por calles y carreteras...

n la actualidad, un coche eléctrico promedio puede recorrer una distancia de entre 75 y 150 kilómetros con una sola carga, lo que puede ser suficiente para desplazamientos urbanos, pero no para viajes largos.

Una startup israelí ha desarrollado una tecnología capaz de recargar los vehículos eléctricos mientras están transitando por calles y carreteras. Se trata de ElectRoad, una compañía decidida a aportar una solución que no suponga la implantación de baterías más grandes y pesadas o la instalación de más estaciones de carga en ciudades y en la carretera. El equipo de desarrollo de la compañía ya ha realizado pruebas favorables y, entre sus planes más inmediatos, tiene previsto implantar el sistema en una vía pública de la ciudad de Tel Aviv.

Lo cierto es que no será la primera carretera de este tipo que se abre al tráfico en el mundo, ya existen otras iniciativas similares que plantean una solución como ésta. Pero el diseño de la firma israelí se diferencia del resto porque su implantación resulta muy económica y puedo implantarse en carreteras existentes ya abiertas al tráfico, ya que solo necesitan una pequeña reforma. “Se trata de una tecnología muy flexible. Su despliegue es rápido y fácil”, explica Oren Ezer, director ejecutivo de la compañía, y es que el tiempo necesario para implantar su solución eléctrica en un kilómetro de carretera es de tan solo medio día.

Los planes de ElectRoad pasan por introducir su sistema en dos fases. Quieren primero probar con el transporte público urbano para luego desplegar las carreteras eléctricas para uso de vehículos eléctricos privados. Esta empresa ya puso en marcha un pequeño tramo de 20 metros de vía en Tel Aviv y a lo largo de este año instalarán un carril exclusivo en toda la ruta de una línea de autobús de esa ciudad mediterránea. Según estimaciones de la firma, si un autobús eléctrico circula siempre por una plataforma equipada con el sistema de ElectRoad, no precisará en ningún momento para en una estación de recarga.

Además, se busca que la electricidad que se transfiere desde el sistema a los vehículos sea siempre generada a partir de fuentes renovables, por lo que el objetivo final es mantener un impacto ambiental mínimo en todo el ciclo.

ElectRoad utiliza un sistema de tecnología electromagnética por inducción que permite la recarga de las baterías de los vehículos sin necesidad de contacto, mientras circulan y en tiempo real. El circuito de carga se extiende a escasos centímetros bajo el asfalto, y los vehículos han de ir equipados con una bobina bajo su carrocería.

 

¿Un wereable para mejorar la postura de la espalda?

Dispositivos que integran localización y comunicación para personas mayores y enfermos, para ayudarnos a hacer deporte... y, ahora, para corregir malas posturas en el trabajo. Una compañía israelí ha desarrollado un dispositivowereable que ayuda a corregir la postura de la espalda.

Evitar dolores de cervicales y de otras partes de la espalda. Esa es la idea en la que trabaja UpRightGO, un sistema capaz de corregir la postura en un tiempo récord.

Se trata de un dispositivo de pequeñas dimensiones que se coloca en la parte alta de la espalda. Este aparato nos avisa en cuanto detecta que la columna está curvada e inclinada. Para ello, emite una vibración que nos recuerda que es necesario que enderecemos la espalda y adoptemos una postura corporal correcta y saludable.

Los creadores de este wearable proponen un "entrenamiento". Se trata de un programa que si se sigue con rigor, según la empresa desarrolladora de UpRightGO, puede mejorar la postura de nuestro cuerpo en tan sólo 21 días.

El gadget propuesto es extremadamente ligero, y se puede utilizar en todo tipo de posiciones: sentado, de pie o tumbado, incluso mientras realizamos ejercicio físico como correr, ya que es resistente al agua y por lo tanto, al sudor. También puede adaptarse a todo tipo de cuerpos (altos, bajos, con sobrepeso, delgados…) y dispone de una batería de larga duración que puede cargarse en tan sólo 45 minutos, y tienen una autonomía de uso de ocho horas seguidas.

Para completar su uso, la compañía ha desarrollado una aplicación móvil, disponible para iOS y Android, que permite al usuario analizar los gráficos con todos los datos e información recogidos por el UpRightGO. De este modo, puede saber cuáles son los peores momentos, situaciones o posiciones del día para nuestra postura, y evaluar la evolución que está experimentando a lo largo de los días.

El dispositivo cuenta con conexión vía bluetooth con el teléfono móvil para transmitir los datos y los programas de entrenamiento se pueden personalizar. El proyecto se ha gestado en la plataforma de crowdfunding de Kickstarter, ya ha superado la barrera necesaria de apoyos para seguir adelante con la producción y se espera comenzar su distribución a mediados del presente año. El precio de compra del dispositivo es de 79 dólares.

Este sistema está diseñado para prevenir los dolores musculares y de espalda, fortalecer los músculos y entrenar al cuerpo para luchar contra la fatiga mediante una postura correcta. Pero además, facilita la mejora del lenguaje corporal: en las relaciones sociales, no dice lo mismo una persona encorvada que alguien que se mantiene erguido.

Algunos estudios realizados en los estados unidos indican que cerca del 50 por ciento de los trabajadores del país sufren en algún momento, o de forma crónica, dolores y molestias en la espalda, en su mayor parte provocados por malas posturas. Esto causa una disminución en su productividad, lo que se traduce en pérdidas de unos 7.000 millones de dólares cada año para las empresas.

La app que inventó un padre para su hijo tartamudo

NiNiSpeech es una solución móvil que ayuda a las personas que tartamudean a mantener un discurso fluido, y permite a los logopedas controlar la fluidez de sus pacientes.

Si no fuera por Niv, no existiría este negocio.

La idea de una aplicación como ésta la tuvo Yasir Shapira, padre de Niv. Cansado de probar nuevas terapias para su hijo tartamudo sin ningún resultado decidió dejar un alto cargo en una importante empresa tecnológica israelí (DiViNetworks), y buscar una solución junto a Yoav Medan, anteriormente director de la unidad de procesamiento de voz de IBM, y Ofer Amir, al frente de la Escuela de Trastornos de la Comunicación de la Universidad de Tel Aviv. El nombre de la app se lo debe también a su hijo, Niv, que cada vez que intentaba dar su nombre decía "Ni-Ni-Niv".

"Esta aplicación móvil ofrece ayuda al tartamudo con información inmediata sobre la fluidez del habla a través de un zumbido o vibración. El sistema le da al usuario la posibilidad de controlar el rendimiento, mejorar la fluidez, alcanzar sus metas del habla y recompensas, a partir de un modelo de gamificación para incentivar su uso. Además, la app es la única solución en el mercado capaz de calibrar el grado de tartamudez del paciente. Lo que NiNiSpeech propone es una plataforma social que ofrece a las personas que tartamudean un espacio seguro para realizar actividades de logopedia, construir su confianza y experimentar una interacción espontánea con compañeros de diálogo que comparten la ambición, sensibilidad y compromiso mutuo para hacer progresos”, apuntan desde la compañía israelí.

Según Shapira, este instrumento “puede revolucionar el campo del tratamiento de la tartamudez”, y pone ejemplos: "Cuando estás en una dieta, te pesas. Al correr o hacer fitness, dispones de un cronómetro para saber lo bien que lo estás haciendo. Pero cuando un tartamudo habla, no hay correlación entre su experiencia subjetiva y su verdadero tartamudeo”. Así que NiNiSpeech busca solventar la carencia de un método en tiempo real para evaluar la fluidez del discurso y valorar la evolución del usuario, compartiéndolo en una ed social exclusiva con otros pacientes.

La tartamudez, una afección también conocida como disfemia, afecta a más de 60 millones de personas en todo el mundo. Se trata de un trastorno que afecta al estado de ánimo de quien lo sufre, y puede ser la causa, en muchos casos, de un importante aislamiento social. Aunque es un problema que no tiene cura, sí que hay tratamientos que pueden corregirse en alguna medida sus síntomas. Además, como en el caso de muchas otras afecciones, las nuevas tecnologías pueden ayudan a mejorar.

La compañía, con sede en Haifa, ha recibido numerosos premios de innovación, ha llevado a cabo ensayos clínicos en Estados Unidos, China, Portugal e Israel, y ya está disponible en el mercado. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo