Ideas para ganar dinero con un activo que ya tienes y sin gastar un euro

Ganar dinero con un activo que ya tienes sin añadir inversiones de ningún tipo y, en ocasiones, hasta sin moverte de casa es posible. Al menos en estos casos que se exponen a continuación.

Ganar dinero con tu casa

1.-Ofrecer tu inmueble para un rodaje

Puedes ganar dinero con cualquier casa. Como la temática de las películas, los anuncios de televisión o los reportajes fotográficos es amplia, no es preciso disponer de un casoplón para entrar en este mercado. Cualquier espacio puede ser útil, desde una modesta casa en el campo hasta una pequeña pensión o una nave industrial. El arrendamiento puede ser por horas o por días, dependiendo de las necesidades de la producción.

Además de la ubicación, también del tiempo dependerán los beneficios que obtengas. Svetlana, una mujer rusa afincada en Barcelona que dispone de un loft de 150 m2 cuadrados en Barcelona, declaraba en otro medio de comunicación cobrar 50 euros la hora para pequeños eventos, como una sesión de fotos, hasta 100 euros/hora para otros mayores. Para eventos más largos, como pueden ser varios días de rodaje, los precios los paquetiza por día al precio de 500-1.000 euros cada jornada.

Otras fuentes elevan la suma a entre 1.500 y 3.000 euros por jornada, salvo que el inmueble es considerado de lujo en cuyo caso la cifra se incrementa hasta 6.000 euros. 

Hemos hablado de inmuebles porque es lo que está más al alcance de todos, pero el negocio se puede extender a cualquier otro bien como puede ser un coche antiguo o un simple uniforme militar de época, vertical, la del alquiler y confección de vestuario para cine y rodaje, en la que lleva años triunfando la empresa Peris Costumes la que ya hablamos en esta web

Lo que sí que necesitas para beneficiarte de este mercado es darte a conocer. Para ello existen sitios específicos que se encargan de aglutinar localizaciones de todo tipo, como Film Comissions, SpacesON o Spathios. Otra opción es contactar directamente con las productoras para darles a conocer la disponibilidad de tus activos.

2.-Tu tienda de barrio como punto de recogidas y entregas para el delivery

Puede ser una forma de obtener ingresos adicionales a tu negocio físico añadiendo  en paralelo un servicio de entrega y recogida de paquetes de los vecinos de la zona. Es lo que algunos denominan un ParcelShop método por el que recibes un pequeño porcentaje por cada servicio que realizas, cantidad que dependerá, entre otros factores, de la ubicación del negocio, del horario de apertura -cuanto más amplio mejor- y de la compañía con la que alcances el acuerdo.

Empresas que buscan aliados en este terreno con GLS, UPS, Amazon, Punto Pack o DHL, entre otros. La comisión no es muy alta -entre 20 y 35 céntimos por gestión de paquete- pero hay quien afirma que le compensa porque es una forma de incrementar de forma orgánico el tráfico en su tienda.

A cambio, debes recordar que, hasta que no se efectúa la retirada del pedido por el cliente final, recae sobre ti la responsabilidad de ese paquete por lo que es posible que tengas que ampliar tu seguro.

3.-Tu almacén para las dark stores

Se entiende por dark stores empresas o tiendas que venden productos 100% online sin disponer de tiendas físicas abiertas al público. En otra de las tendencias traídas por el ecommerce en la que triunfan soluciones como la de Blok. El problema de las dark stores es que necesitan espacios para acumular el stock y organizar las operaciones de logística, a veces son propios, pero muchas otras los explotan en régimen de alquiler a terceros. Se supone que la tendencia es al alza, después de que grandes cadenas de moda hayan decidido cerrar sus establecimientos en las zonas más céntricas por los que pagaban elevadas cantidades de alquiler, para sumarse a esta nueva modalidad que aporta mayor rentabilidad al ladrillo.

Ya por extensión podemos hablar de las dark kitchens, especializadas en productos de restauración. Para llevar a cabo sus operaciones se sirven en muchos casos de cocinas industriales ya en funcionamiento, como pueden ser las de los hoteles u otros restaurantes.

4.-Alquila tu plaza de garaje

Esta forma de ganar dinero ya es antigua, pero no por ello deja de ser rentable, de hecho el alquiler de las plazas de garaje sigue subiendo, hasta un 2,2% en Barcelona y un 1,2% en Madrid en 2020. Por el contrario, los precios de venta cayeron debido a la incertidumbre económica del momento.

Según un estudio de Fotocasa, la rentabilidad bruta media de las plazas de garaje en España en 2020 alcanzó el 9,3%, lo que daría como resultado unos precios de alquiler de entre 93 y 387,50 euros mensuales. Un retorno más que considerable, teniendo en cuenta que este tipo de activos no tienen apenas riesgos ni costes de mantenimiento.

Hairdresser stands in a hairdressing studio

5.-Compartir el espacio con otro autónomo

Supongamos, por ejemplo, que tienes una peluquería y que hay días y horas en las que acostumbras a sufrir bajadas de clientes. Una forma de compensar esa caída es compartir tu espacio con otro peluquero/a que trabaje de forma autónoma y que te abone un precio determinado para atender a sus clientes en su establecimiento. 

El de la peluquería es solo un ejemplo, pero la idea podría aplicarse a muchos otros negocios, como un taller mecánico, un centro de reparación de bicicletas…

6.-Conductor de VTC

Necesitas tener un coche decentito, permiso de conducir (B1), una licencia VTC (Vehículo de Turismo con Conductor), una póliza de seguro específico y, claro, estar dado de alta en autónomos. Con esto puedes ofrecer tus servicios como conductor independiente o a cualquiera de las plataformas que operan bajo este modelo, como Cabify o Uber. A veces ni eso, porque estas plataformas, como es el caso de Cabify, han abierto ya la participación a los taxistas, en cuyo caso los requisitos varían. 

Por cierto que otra opción para los taxistas de las que todavía no disfrutan los VTC es la de lucir publicidad tanto dentro como en el exterior del vehículo y recibir ingresos extras por este servicio de soporte publicitario. Para los interesados en esta vertiente, existen soluciones como la que ofrecen en Advertaxi

Y siguiendo con los VTC, otra opción es actuar en solitario y ofrecerte como chofer privado para empresas, clientes particulares recurrentes.

7.-Alquilar la casa de verano fuera de temporada

Hay quien dispone de una segunda residencia de la que apenas hace uso salvo algún que otro puente y el mes de vacaciones. Ahora que el teletrabajo favorece la deslocalización de los equipos, muchos están optando por abandonar la ciudad y trasladar su residencia a parajes más tranquilos y en contacto con la naturaleza. Para aquellos que tienen infrautilizada esa segunda residencia, esta puede ser una gran oportunidad para tenerla alquilada la mayor parte del tiempo y obtener un beneficio a lo largo del año