Viscoform, colchones adaptados

Muchas ideas de negocio surgen de una necesidad no cubierta del propio emprendedor. Éste es el caso de Empar Fayos, que sufría dolores en la espalda y no encontraba en el mercado ningún producto que le permitiera descansar aceptablemente cuando dormía. Junto a José Manuel Marco y el Instituto de Biomecánica de Valencia (IBV), fue testando los diseños que habían desarrollado con la ayuda de traumatólogos, osteópatas, acupuntores, etc. Fayos y Marco invirtieron unos 50.000 euros en este proceso de I+D hasta comprobar la idoneidad del diseño y los resultados obtenidos en usuarios reales afectados de dolencias de espalda. Fruto de esas investigaciones, “hemos patentado un sistema de descanso que ha sido probado en clínicas, hospitales y geriátricos, donde hemos constatado la reducción de los problemas de espalda inespecíficos (los relacionados con el estrés) y los derivados de lesiones leves, gracias a la higiene postural”. Ahora trabajan en el proyecto Unique Custom Mattress, junto a la multinacional SPI (fabricante de aparatos de medición) y al IBV, para la comprobación de la higiene postural con su colchón personalizado para el perfil biométrico de cada individuo. Viscoform fue galardonada como mejor empresa valenciana de 2009.