Reglas básicas de la empresa familiar

Josep Tapies aborda en su libro Familia Empresaria (Lid Ed.) los retos de la empresa familiar para mantener la unidad y asegurar su continuidad.

Tapies nos aporta cuatro reglas de prevención que tienen como objetivo final el evitar que se produzca una desvalorización de las fortalezas propias de la empresa familiar. Estas serían:

Tratar a la empresa como una empresa y a la familia como una familia. En la empresa rigen las reglas del mercado y la familia es el ámbito propio para la emotividad y el afecto. Confundir estos ámbitos puede llevar a situaciones de riesgo.

Anticipación: evitar sorpresas. Resulta primordial entender que la sorpresa puede convertirse en el peor de los enemigos y hacer todo lo posible para crear escenarios futuros acorde con nuestros objetivos.

Estructuras eficaces para casi todo. Es necesario gobernar la familia y también la empresa, aunque a través de mecanismos distintos.

Alinear el crecimiento de la empresa y el de la familia. Una familia pequeña puede convivir en una empresa pequeña pero, cuando la familia adquiere dimensiones notables y la empresa sigue siendo pequeña, hay que disminuir el número de familiares vinculados a la compañía, podar el árbol.

Publicidad - Sigue leyendo debajo