Autónomos por Europa

El 15% de trabajadores de la Unión Europea son autónomos. Un estudio de Adecco ha analizado los países donde más presencia tienen, los sectores a los que pertenecen y su cualificación profesional. ¿Datos relevantes? España es el país con una proporción más alta de autónomos trabajando en el sector servicios de mercado.

De los casi 24 millones de autónomos que hay en la Unión Europea, casi la mitad (el 46%) se dedica al sector de los servicios de mercado. La industria es el segundo sector y el resto se reparte entre agricultura y servicios de no mercado (el denominado "tercer sector": fundaciones, ongs,..). ¿Dónde queda España? Nuestro país sobresale por ser el país con una proporción más alta de autónomos trabajando en servicios: comercio, profesionales liberales, bares y restaurantes, hoteles, taxis, peluquería, médicos...

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Cada mes salen en las noticias los datos de altas y bajas de autónomos y la, cada vez mayor, importancia de este colectivo en el panorama laboral del país. Pero también conviene mirar un poco más allá y estudiar algunos datos que "suelen quedar en segundo plano". La consultora Adecco ha elaborado junto a expertos de Barceló el Monitor Adecco de Oportunidades y Satisfacción del Empleo. En él, con datos de Eurostat, compara la situación de los autónomos en varios países de la UE (Italia, Alemania, Suecia, Reino Unido, Holanda, Francia, Portugal, Polonia y Rumanía), con variables como los sectores en los que trabajan o el nivel de cualificación profesional.

Italia, Portugal y Rumanía son los países donde mayor presencia tiene este colectivo; Suecia, Francia y Alemania en los que menos. España tiene una proporción de autónomos más alta que la media comunitaria: 16,8% del total de trabajadores es independiente. Por sectores, no todo son servicios de mercado: la proporción de trabajadores dedicados al sector industrial es parecida a la media europea. Reino Unido es el país con más autónomos en el sector industrial.

Capacitación de la mano de obra

La comparativa ha estudiado también la especialización de los profesionales, que puede dividirse en: ocupación no manual especializada (abogados, gerentes, economistas...), manual especializada (fontaneros, electricistas, carpinteros...), no manual no especializada (administrativos, dependientes, telefonistas...) y elemental (limpiadores, camareros...). Como señala el informe, "hay amplias diferencias entre países": Suecia, Reino Unido, Holanda y Francia son los que más empleos de los primeros (no manuales y especializados) tienen. En el lado opuesto están España, Portugal y Rumanía como países que menos autónomos no manuales especializados tienen. En base a estos parámetros, el estudio concluye que España es, entre los países analizados, el que tiene una menor proporción de trabajadores autónomos con ocupaciones que requieren algún grado de especialización.

Publicidad - Sigue leyendo debajo