Australia: la excepción a la regla

El país austral ha mantenido alejado el fantasma de la recesión, que todavía amenaza al Viejo Continente. Ofrece oportunidades de negocio en infraestructuras, agroindustria, turismo, equipamiento médico, energía, TIC y servicios digitales.

image
Australia es exportador de materias primas como carbón, hierro y gas natural. Además de infraestructuras, también ofrece oportunidades en agroindustria y turismo.

Llega a nuestra redacción la buena noticia de que el consorcio liderado por Acciona ha sido el adjudicatario del proyecto de construcción y posterior concesión mediante peaje de East West Link, un túnel en la ciudad de Melbourne (Australia) de cuatro kilómetros y tres carriles por sentido –el presupuesto de este proyecto es de unos 5.600 millones de euros–. Y nos preguntamos, ¿por qué en Australia? ¿por qué este país austral empieza a estar en boca de las empresas con ambición internacional?

Buen comportamiento
Crédito y Caución nos pone en la pista. Para esta entidad de seguros de crédito a la exportación, “el comportamiento de la economía de Australia ha sido destacadamente bueno en los últimos años, en comparación con la mayoría de los países avanzados y a pesar de la volatilidad de la economía mundial, gracias principalmente al auge de la inversión en la minería impulsado por una elevada demanda, especialmente de China”.

Ciertamente, la minería es la locomotora de la economía australiana, al menos de momento, aunque Crédito y Caución prevé que la inversión en este sector decrezca entre 2014 y 2016, “a medida que se vayan completando los grandes proyectos de gas natural licuado (GNL)”.

¿Qué pasará después? El relevo económico ya ha empezado: ”2014 registra un repunte del gasto de consumo y vivienda y una tímida recuperación de la inversión en sectores no mineros. El primer trimestre de 2014 estuvo marcado por un pronunciado aumento de las exportaciones australianas. El Banco de la Reserva de Australia ha mantenido desde agosto de 2013 su tipo de interés de referencia en el 2,5%, un nivel bajo nunca visto antes, en un intento por estimular el crecimiento económico, especialmente en los sectores ajenos a la minería”.

Crecimiento del pib
No obstante, en este entorno económico las previsiones apuntan a que el PIB australiano crezca hasta el 2,9% este año y el 2,6% en 2015. Sí es significativo el elevado nivel de insolvencia de las empresas australianas, que se ha empezado a reducir en 2013.

Una economía en transición

Para los analistas de Crédito y Caución, “la economía australiana se encuentra en una fase de transición: al tiempo que desciende la inversión en la minería se constata un auge de la producción y exportación de materias primas a granel, como mineral de hierro, carbón y GNL, lo que contribuye al aumento del crecimiento”. La pregunta es: ¿bastará esto para mantener un crecimiento sostenido y a largo plazo? “No. Para que la tasa de crecimiento económico vuelva a su anterior tendencia: será necesario que se recupere la inversión en sectores no mineros”, continúan.

Sectores de inversión. Infraestructuras, agroindustria, turismo, energía, equipamiento médico, manufacturas, servicios y tecnologías son los sectores que ofrecen en la actualidad oportunidades de negocios en el país, según Austrade (www.austrade.gov.au), la agencia de promoción de Inversiones del Gobierno australiano.

Publicidad - Sigue leyendo debajo