Dominio Fournier homenajea la relación entre padres e hijos con ‘Surcos’

Dominio Fournier, bodega ubicada en pleno corazón de la D.O. Ribera del Duero y perteneciente al Grupo González Byass, lanza, con motivo del Día del Padre, una exclusiva edición limitada que pone de manifiesto los fuertes vínculos que desarrollan padres e hijos y que evolucionan y crecen con el paso del tiempo.

La edición, que lleva por nombre “Surcos: Huellas de una vida extraordinaria”, es una iniciativa de la bodega para dar visibilidad y reconocimiento a esa bonita historia que se fragua a través de los años.

El tiempo, al igual que al vino, nos aporta madurez, equilibrio y carácter. Además, no solo nos hace más sabios: nos convierte en personas más serenas, nos permite analizar mejor las situaciones y tomar mejores decisiones.

“Surcos” hace referencia al paralelismo entre las arrugas del paso sabio del tiempo y los surcos de labranza de los campos de cultivo. Dominio Fournier rinde así homenaje a esas huellas de una vida extraordinaria marcadas en los rostros de nuestros padres, ofreciendo dos vinos emblemáticos: Dominio Fournier Crianza 2016, que representa al hijo, y Dominio Fournier Reserva 2015, que representa al padre. La bodega, que siempre ha tenido muy presente que “cuando amas lo que haces, el resultado merece la pena”, traslada este emotivo mensaje a las relaciones paterno filiales y al cariño, cuidado y dedicación que los padres vuelcan en los hijos.


Un estuche personalizable

Adquiriendo esta edición en Bodeboca, un ilustrador podrá personalizar, de
manera totalmente artesanal, la tapa del estuche -tal y como aparece en la muestra- con las imágenes de padre e hijo. Una pequeña obra de arte, única e irrepetible, para conmemorar este día tan especial en un contexto tan complejo como el actual en el que las relaciones con los nuestros cobran cada vez más fuerza.


“Surcos. Huellas de una vida extraordinaria” de Dominio Fournier se podrá
adquirir en exclusiva en www.bodeboca.com a un precio de 75€.

Gestionar Cookies