4 ideas que le dan una vuelta competitiva a negocios de siempre

Negocios con un modelo de suscripción, ideas que mitigan el impacto medioambiental, soluciones a medida o el concepto ‘good price’ son tendencias en las que estos cuatro emprendimientos han conseguido hacerse un hueco.

Ly Company

Ly Company Water Group: Agua de calidad ‘premium’ envasada en cartón 

El objetivo de este empresa “es minimizar el impacto climático en los productos de consumo masivo. Partiendo del problema medioambiental que ha surgido en las últimas décadas por la excesiva producción de plástico y la poca capacidad de gestión de residuos en el mundo, puesto que solo el 9% de este polímero se recicla, y teniendo en cuenta que el mejor envase de un solo uso, es el que no existe, estudiamos todos los posibles envases (PET, R-PET, HDPE, vidrio, lata, etc.) y optamos por el cartón laminado por ser ‘el menos malo’”, recuerda Francisco Rodríguez, fundador, junto a Maite Bernal y Francisco Leal, de Ly Company Water Group, envasadora en formato tetra brik de vino, aceite y su producto estrella, el agua, bajo la marca Only Water. 

“Nuestra agua es un producto de calidad premium, que pasa por un moderno proceso de microfiltración y mineralización que le convierte en una de las mejores aguas del mercado. Está catalogada por la Universidad de Florencia como optima para consumo neonatal e infantil y certificada como un producto 100% libre de microplásticos. En el mercado del agua embotellada, somos la empresa con mayor proyección dentro de la segmentación de envases de cartón. Es un formato novedoso en sí mismo”, subraya Rodríguez. 

Pozos sin fronteras. “Los valores de sostenibilidad y solidaridad son pilares fundamentales en el funcionamiento de nuestro modelo de negocio. Por ello, no solo nos esforzamos en presentar un producto de calidad premium, envasado en un formato novedoso por ser más sostenible y renovable, sino que además con nuestra ONG Pozos Sin fronteras vendemos agua para crear agua en diferentes partes de mundo. Y hemos llegado a un acuerdo con Naciones Unidas para impulsar los Objetivos de Desarrollo Sostenible presentes en la Agenda 2030, siendo el envase el vehículo comunicador de los ODS; tanto es así que fuimos el agua oficial de la ONU en la Cumbre Mundial del Cambio Climático. Además, nuestro modelo de negocio es particular, ya que no solo impulsamos nuestra marca de agua en cartón, sino que hemos llevado nuestros valores medioambientales a más de 100 marcas privadas e incluso marcas de agua que ahora proyectan una imagen más sostenible gracias a sus envases personalizados de agua en brik”, explica el CEO de esta compañía malagueña, que tiene presencia en más de 16 países y cuenta con fábricas propias en España, República Dominicana e Italia, y con proyectos en Qatar y Japón. Entre sus clientes, compañías como Cabify, Armas-Transmediterranea, Meliá, Past Mallorca, Makro, Ibis, B&B, Paradores Nacionales, AECC, Cruz Roja, Museo Thyssen, WFP de la ONU, Ser- cotel, McFit, Audi, lexus, Mazda, Shine Endemol, Zeppelin o Gestmusic. 


De izda. a dcha., Daniel Rodríguez, Rosa González y Sergio Serrano. 

Cyclic Urban Bikes: Diseño y fabricación de bicicletas urbanas personalizadas en fibra de carbono 

Sergio Serrano, ingeniero experto en materiales y aficionado al ciclismo, soñaba desde hacía tiempo con poder fabricar sus propias bicicletas en fibra de carbono. Sin embargo, los costes de fabricación y la competencia con los países asiáticos hacían inviable la idea con un método de producción convencional. Junto a Daniel Rodríguez y Rosa González, con conocimientos en gestión y marketing deportivo, y tras muchas horas de diseño, pruebas, y prototipos, consiguieron dar con la combinación adecuada para fabricar un cuadro ligero, resistente y en un tiempo récord. 

“Nuestra principal innovación radica en que hemos ideado un sistema de fabricación modular que permite hacer cuadros de bicicleta ligeros, en fibra de carbono, de una manera totalmente diferente a los sistemas de producción tradicionales. Con ello, hemos conseguido disminuir la mano de obra y los recursos y, además, nos permite hacer los cuadros de bicis a la medida del usuario, sin modificar el proceso y en un tiempo récord. De esta manera, podemos fabricar en España bicicletas de carbono, exclusivas a la medida del cliente. Todo ello, con un alto grado de diseño y estética que acompaña perfectamente a la ligereza y la tecnología de la fibra de carbono”, asegura Serrano, cofundador de Cyclic Urban Bikes

Su modelo de negocio se basa en la venta, principalmente, online, de bicicletas urbanas hechas a medida. “Hemos empezado con la bicicleta urbana ‘sencilla’, pero queremos ampliar la gama de productos con el modelo eléctrico y el infantil y con la comercialización de otra serie de accesorios, no solo de la propia bicicleta, sino complementos para el ciclista urbano. Queremos convertirnos en una marca de referencia en todo lo relativo al ciclismo urbano y movilidad en las ciudades”. Aunque todavía no han exportado, sus mercados objetivo son países como Holanda y Dinamarca. 


Mario Cantero.

Card-Dynamics: La ‘fintech’ especializada en la economía de suscripción 

Card-Dynamics es una plataforma B2B que mejora la experiencia de los clientes en la economía de suscripción. “Durante el ciclo de vida de una suscripción estándar, desde el periodo de prueba freemium hasta la cancelación del servicio, existen muchas oportunidades de ofrecer valor mediante la colaboración de bancos y comercios. Gracias a Card-Dynamics, un cliente puede darse de alta, desde la app de su banco y con la información que este tiene de él, en un servicio de streaming, por ejemplo. También, puede ordenar al mismo la actualización de su tarjeta recién emitida en las suscripciones con las que ya cuenta”, detalla Mario Cantero, fundador de esta plataforma, donde todo el equipo es accionista de la empresa.

“La necesidad de nuestro servicio es muy evidente. Todo aquel que compra online habitualmente tiene su tarjeta registrada para transacciones de ecommerce o en aplicaciones del móvil, ha sufrido el problema que resuelve Card-Dynamics, cuando la tarjeta se ve comprometida por pérdida, robo, cambio de entidad… Las suscripciones se quedan sin cuenta de cargo y los clientes, sin servicio. Para el cliente es incómodo, para el comercio, una pérdida y para el banco, una oportunidad. Eso, acompañado del conocimiento y la experiencia en el sector, nos ayudó a cuantificar el potencial del negocio”, señala Cantero. 


Alex Huertas

Northweek: Diseño y venta de gafas de sol bajo el concepto ‘good price’ 

Alex Huertas y Héctor Rey son amigos desde el instituto. Con esas edades, ya les ‘movía’ el mundo de la empresa. “Nos gustaba vender cosas a nuestros amigos. A lo largo de nuestra etapa de instituto investigamos e hicimos nuestros ‘pinitos’ en Internet: comprábamos todo tipo de productos para luego revenderlos a amigos y conocidos como en otras plataformas de Internet. Fundas de móvil, cargadores, ropa… Todo lo que veíamos en Internet susceptible de poder ser revendido con margen, lo comprábamos y lo vendíamos. Esto nos dio mucha experiencia en el mundo de Internet y en cómo se podía ganar dinero prácticamente sin salir de casa”, asegura Huertas.

Con los años, fueron perfeccionando su técnica de compra y venta, aumentando el volumen de sus compras. “Y la red de clientes ya empezaba a ser generosa. No estaba my bien, pero teníamos en mente crear algo duradero, una marca, una empresa, algo estable que funcionara de manera regular y nos pudiera dar un sueldo fijo”.

En ese momento (mayo de 2013), montaron Northweek, una marca de gafas de sol bajo un concepto good price, “imitando los modelos más vendidos de las marcas clásicas, utilizando calidades muy similares, pero vendidas a una cuarta parte de su precio, todo apoyado bajo un nombre y una identidad de marca potente con la que nos sintiéramos identificados”. En ocho años, han pasado de ser dos y vender 20.000 gafas a 25 personas en plantilla y vender 500.000 al año. 

Gestionar Cookies